Brasil. ¡Chao Sudamérica!

   img_7317 Este es mi último post que escribo desde este bello continente que es América. Escribo desde muy al sur donde el cielo por las noches brilla con las constelaciones y mi amada “Cruz del Sur”.

     Estoy feliz de regresar a mi tierra después de tener la dicha de recorrer este pedazo de continente por casi 2 años; me viene esta frase de Ernesto “Che” Guevara que entiendo perfectamente ahora después de mi recorrido.

“He nacido en la Argentina; no es un secreto para nadie. Soy cubano y también soy argentino y, si no se ofenden las ilustrísimas señorías de Latinoamérica, me siento tan patriota de Latinoamérica, de cualquier país de Latinoamérica, como el que más y, en el momento en que fuera necesario, estaría dispuesto a entregar mi vida por la liberación de cualquiera de los países de Latinoamérica, sin pedirle nada a nadie, sin exigir nada, sin explotar a nadie”…

   

img_6933
Pa’Brasilia

Ahora puedo morir y decir que conocí Rio de Janeiro. Mi siguiente camino MINAS GERAIS, pensé que el portugués que venía aprendiendo era óptimo pero cuando llegué a esta provincia realmente cache que no sabía portugués sino portuñol. El acento de Mineiro es más complicado de entender sino sabes el idioma ya que, es más rápido y acortan las palabras. Allí me daría una mano Joao, un amigo que conocí en México y hablaba más norteño que el chile.  Tome la ruta para desde Rio de Janeiro para hacer dedo y llegar a Belo Horizonte. La “Carona” fue buena la mujer me levanto con una linda conversación entre risas y nostalgias me compro una pulsera para que continuará mi viaje; de allí un señor y a lo último un camionero.

13552509_10157312078210112_817766690_n
Livia, Tiago e eu em Belo Horizonte.

   Caminaba en la ruta hacia Belo Horizonte veía cuarzo que recogía sin vacilar, algunos opacos y otros brillaban con la luz de sol. Minas Gerais tiene las más importante minas del mundo incluso, tiene el “topacio imperial” en Ouro Preto de mejor calidad. Por desgracia, las minas de Brasil son manejadas por extranjeros. La última carona fue con un camionero muy alegre que me hizo llegar a mi destino. A las 10 de la noche estaba en Belo Horizonte. Allí tenía como a Couchsurfing a Livia y a Tiago una pareja joven super hospitalarios, compartimos anécdotas, música y comida mexicana. Tenía muchas ganas de conocer Ouro Preto un bello pueblo colonial con historia en sus calles empedradas, Livia otra chica de CS me recibió en Marianas que fue la primera capital de Minas Gerais.

img_6975
Ouro Preto, Brasil

    

img_7120
Joao

Volviendo a Belo Horizonte, volví a ver a un viejo amigo a Joao el brasileño más mexicano que he conocido, me dio una mano por 2 semanas en casa de un lado a otro.  Conviví con sus amigos, padres y recorrer Belo Horizonte con ganas de visitarla de nuevo. Mi siguiente destino, Brasilia, Capital Federal. Dejaba atrás el Pan de queso, el café, la bohemia y a la hospitalidad del minero.

    

img_7060
Marianas, Minas Gerais.

Joao me dejo en la ruta hacía Brasilia un abrazo y un “hasta luego” fueron las últimas escenas. A los 5 minutos de estar en la carretera se detiene un camionero al abrir la puerta me hace la seña “tranzar” (quiere decir, tener sexo) con una sonrisa le contesto: “obrigada”. El siguiente, sería el bueno conversando casi 100 km me dejo en Diamantina allí seguía recogiendo más cuarzo el cuál no me cansaba de recoger. Aquí lo gracioso es que allí había una estación de servicio muy grande quiero pensar muy equipada para los camioneros, caminé como 1 km para tomar un buen lugar. Cuando empiezo a ver que suben y suben chicas y yo seguía allí esperando, en verdad no sabía muy bien el porqué de su buena suerte. Eran casi 1 hora y nadie hasta que se detiene un señor y me peguntaba para donde iba y le dije mi destino pero que no importaba quería salir de allí. El hombre me subió hasta otra estación de servicio o sea otros 10 km. Y le pregunte, el por qué de la suerte de las chicas; resulta que esa ruta de 8 km se paran a pedir dedo las “Garotas sexuais” ahí había cachado todo incluso, él pensó que yo era también.

     Al final, solo avance 200 km de los 700 km que me faltaba a Brasilia. Acampé en una gasolinera para alzar el dedo temprano. Fue un día de mucha suerte, dos caronas avanzando 300 km y el último que me llevaría a Brasilia era un camionero coqueto con propuestas de matrimonio pero con toda la buena onda me dejo en la estación de servicio más cerca a Brasilia.

img_7001
Ouro Preto, Minas Gerais.

Con mi estómago vacío fui a restaurante a pedir la sobra de comida al cual me dijeron que NO; en todo el viaje era la primera vez que me decía que no en Brasil al pedir comida, regresé a mi casita, me duche y el despachador me pregunto si había comido, le conté la travesía  etc etc, volvió con su compañera de trabajo vi que entraron al lugar a comprar comida y pasan con dos platos. Cuando me iba a dormir el chico se acerca con un plato de comida ¡arroz y carne! Sabía que en Brasil nadie duerme sin comer, comí como vagabunda lave mi plato y agradecí la comida.

Tomé un bus para Brasilia y así fue como conocí la capital federal, iba rumbo al voluntariado a Teresina Goias… Al regreso del voluntariado fui a visitar a mi amiga Fernada que hace un par de año que conocí por internet. Ella vivía en Pirenopolis, convivimos y charlamos, me hizo conocer Brasilia y Goiana. Una semana fue buena para compartir.

img_7125
Haciendo dedo para Brasilia, Día 2

Se cumplían los 3 meses ¡tenía que salir! Por desgracia, hice ruta para Campo Grande  capital de Mato Grosso do Sul. Todo un día para salir de Goiana y tomar ruta al sur.

Recuerdo que fue el atardecer más hermoso que vi en mi vida, los atardeceres no CERRADO son el más hermoso que contaré hasta que yo muera. Por toda la ruta, guacamayas en su hábitat natural, tucanes entre otras especies. El último camionero y con mi suerte, viajamos 12 horas. Al final, el hombre se puso pesado como todo camionero brasilero me llegué. Con pocos reales pude llegar a Paraguay donde concluía mi aventura por Brasil.

img_7354
Cascadas en la ruta para Pirenopolis –  Brasilia.

No dan los 90 días para visitar Brasil, es un país que tengo que volver de nuevo, en inigualable, con gente alegre y única, aprendí portugués, aprendí que es compartir un plato de comida, aprendí ser solidario, generoso y darle una sonrisa al prójimo, eso me enseño Brasil, eso y más.

Con este término el post de mi aventura por Sudamérica. Gracias infinitamente aquellos que me leyeron estos 2 años por mi recorrido. No pude escribir todo por que no hay manera para hacerlo pero algún día lo contaré.

Gracias infinitas por su aporte monetario y moral. Gracias en verdad.

Regreso a casa contando muchas historias y compartir el conocimiento que Sudamérica sabe dar.

img_7355
Fernanda, Zafiro y yo.

¿Dónde será mi próxima aventura? ¡No sé! Pero es seguro que la escriba aquí.

¡GRACIAS TOTALES!

Anuncios

Tereré y guarani. Mba’eichapa Paraguay!

img_7399
Así cruzaba para la frontera. Cruzando la calle escuchaba español y del otro lado portugués. Cambio de idioma en 1 minuto.

Ajustar la ruta es todo un caos, cuando se mira al mapa con amor no quieres perderte ningún lugar, ningún pueblo, ninguna ruta y sin duda ningún hablar. Es difícil trazar un camino preciso, justo a los planes y de la nada todo cambia con tal de figurar en una fotografía y decir ¡ESTUVE AQUÍ!  Analicé e hice todo lo posible para no perderme este país, este país que hace 9 años tenía la curiosidad de escuchar una de las pocas lenguas indígenas vivas en Sudamérica; del mismo pretexto había conocido hace 10 años a Cristina la única amiga paraguaya hasta entonces por internet.  Organice mi ruta para poder conocer Paraguay y los 20 días de estadía fueron los de un sueño hecho realidad.

img_7401
El cartel de bienvenida a Paraguay.

Mejor conocido como el corazón de Sudamérica, entraba al último, al noveno país de mi recorrido, con tristeza dejaba Brasil tomando ese último café en la frontera de Ponta Pora sellando mi pasaporte de salida le decía: – a gente se ve! a Brasil. Caminando cruzaba a tierra guaraníes  por una de las fronteras peligrosas y transito de drogas entre Brasil y Paraguay Pedro Juan Caballero. Un día antes, había dormido en la terminal de Dourados después de 5 días en la ruta acampando en una estación de servicio y sin bañarme. 70 reales era mi presupuesto para cambiar a guaraníes. Intentar llegar Asunción donde me vería con mi amiga de 9 años era el segundo paso.

     En la ventanilla de migración Paraguaya me hicieron las preguntas para “para  fastidiarte la entrada” o “molestar al más pendejo”; entre ellas ” – ¿A que viene a Paraguay? – , ¿Cuantos días? – ¿Tiene tarjeta de crédito? – ¿Conoce alguien allá? ETC, ETC… Cuando me dijeron que me darían pocos días, saque lo choca reclamando sutilmente mis 90 días correspondientemente  a mis derechos como turista, vaga, mochilera, viajera y  X sustantivo, al igual, explicándole que quería escuchar el idioma, la cultura y recorrer quizás el país. 

img_7405
Si a Paraguay vas, una chipa debes probar.

Con doscientos mil guaraníes y sin ganas de hacer dedo por territorio paraguayo, decidí comprarme un pasaje para Asunción tampoco era caro 90, 000 guaraníes así tomaba rumbo para la capital. Llegando a la terminal me comunique con mi amiga pero ella no me pudo recibir esa noche, pasé la noche en la terminal con un frío terrible. Cuando dieron las 12 de la noche vi que todo mundo en la estación empezó a tomar asientos para pasar la noche en lo que también yo, tome mi mochila y empecé a buscarme los mejores asientos y dormir para no sentir mucho frío. Al día siguiente, desayunando chipá me encontré con mi amiga en la Universidad de Asunción.

     Paraguay me recordó mucho a México tanto en el transporte público que solo costaba 2 mil guaraníes, no había ninguno que tuviera su termo de tereré. Estaba muy feliz de ver a mi amiga en persona después de muchos años de conocernos por Internet. Me recibió con toda la bienvenida y ofreciéndome su habitación el cuál no quería quitarle su espacio pero insistió en darmelo; en una de esas me dice, en paraguay tenemos un dicho: – “Mientras el paraguayo te de su cama, el argentino te da su sofá” -.

En las calles de Asunción se tiene la costumbre de tener puesto para vender las hierbas aromáticas para hacer el tereré. Tiene un costo entre 3 mil guaraníes. Se machaca en un mortero para después vaciarlo en una jarra de sabor.

13647102_1174722309215000_1608407424_o
Uno de los hoteles más conocidos de Asunción.

Como en algunos países de Sudamérica al argentino tiene la fama “arrogante, alzado etc etc” pero es sólo fama. Caminar por las calles de Asunción se sinónimo de cultura y lengua; escuchar el guaraní el cualquier rincón de la ciudad es un privilegio para el turista oír una lengua indígena viva en nuestro continente. Escuchar al vende Chipá, Chipaguazú, la señora que vende las hierbas molidas para el tereré en la plaza. Las costanera con un atardecer maravilloso. Casi 3 semanas fue mi estadía en Asunción y en todo el país; sin muchos ánimos de recorrer otras provincias.

13568969_1168600193160545_5022294355995480730_o
Cristina, mi amiga de San Lorenzo.

 El tereré es una tradición en Paraguay con frío o calor el tereré se toma frío, cualquier parte que se camine habrá un paraguayo con su termo de agua bien frío (hielo incluso) y su tereré en la mano (tipo vaso y bombilla metalica). En provincia cuando iba rumbo para Asunción, veía las casas de campo con sus frutales y animales de granja, al bajar el sol, las familias salen al patio a tomar su tereré después de un día de calor.

    Paraguay tiene una gastronomía exquisita de probar, sin duda soy amante del Mbeju (fécula de mandioca “yuca”) con un cocido (es té pero queman el azúcar al carbón) ¡Espectacular combinación! La sopa paraguaya que la probe en el Chaco, Argentina como dato curioso es la única sopa sólida en el mundo. Chipa Guazú, Pastl Mandi, chipa, chipa so’o, sopa de porotos, vorí vorí, las empanadas de carne y pollo y sin duda un asado paraguayo que no se queda atrás. ¡Cómo ser vegetariana con todos los platillos!

img_7436
Palacio Nacional, Asunción, Paraguay.

El paraguayo es una persona hospitalaria que ayuda al foráneo, te ofrece su casa, su amistad, un plato de comida pero eso sí, no le hagas una mala jugada por que lo pierdes; parecido al mexicano. Las mujeres paraguayas de cuerpo exuberantes, de grandes caderas, piel morena, blancas y negras, guapas, sin dejar de mencionar que las guaraníes son mujeres muy trabajadoras ya que se cuentan que las paraguayas suelen pagarse y comprarse sus cosas a su propio sudor, no están acostumbradas a que un hombre les compre un par de zapatos o una rosa; los paraguayos :3 no sé quedan atrás, ese mestizaje los hace muy atractivos. En verdad, no deje de ver y deleitar mis pupilas de la belleza masculina paraguaya… ¡Ponga atención!  

img_7409
Virgen de Capiatá. Paraguay

La música paraguaya llamada Polka Guaraní se escucha por donde te sientes, en la terminal todo el día tenían música florklorica del país. Pasar una tarde por la plaza Uruguay o ir tomada de la mano por la av. Palmas o darse una escapadita para Capiatá para visitar el pueblo o la basilica donde se encuentra la virgen de Capiatá.

img_7460
Mural. Mejor explicado no puede estar.

Sin duda, volvería de nuevo a este país que le debo una visita desde Encarnación hasta El Chaco paraguayo, era lo que me esperaba, me sentí a gusto, 1 dólar son 6500 guarníes. Una moneda muy fácil de usar incluso ¡barato para visitar! Qué lástima que los mochileros la mayoría no lo tengan en su lista de países por recorrer. ¿Vale la pena? ¡Claro! volvería por esos tereré, cocido o Mbejú.

SÍ GUARANÍ Y TERERÉ QUIERES DISFRUTAR, A PARAGUAY DEBES ANDAR.

Gracias por leerme y por aportarme un granito de arena a mi viaje. ¡Nos leemos en la próxima entrada!

Cerradinho, Voluntariado. Brasil

         Do cerrado, unos de los ecosistemas únicos en el mundo, con una gran variedad de flora y fauna. Un hábitat donde se respira la naturaleza y te sientes vivo con cada montaña a tu alrededor.

        Llegué al Cerradinho por medio de “Helpx.net” quería vivir una nueva experiencia de voluntariado en la naturaleza, aprendiendo un nuevo idioma y conociendo la cultura del lugar. La respuesta fue un SÍ rotundo. Desde Sao Paulo, armaba mi ruta para Teresina Goias el pueblo donde se encontraba la hacienda.

img_7184
Ruta 60, Teresinas Goias. Brasil

 La ruta a dedo para Brasilia demoro casi 1 mes pero llegué con 100 reales. De Belo Horizonte a Brasilia fueron dos días de ruta, entre 8 kilómetros de “Garotas sexuais” y cenando pan de queso, café y recogiendo cuarzos en toda la ruta, llegué a Brasilia en las primeras horas de la mañana con una exitosa “carona”. Mi portugués a este punto ya era conversable podía entender casi todo y poder sobrevivir en el país. 100 reales eran mi único plan para llegar hasta Teresinas Goais que aún me quedaba buen de viaje.

     

13344692_10208564722946956_2510672176464697173_n
Tarde de Pesca

 El camionero durante todo el viaje, coqueteo conmigo incluso intercambiando número de celular para algún día contactar alguna linda mexicana. Despidiéndome de él y con una sonrisa dándole las gracias por el viaje de 6 horas, baje en una estación de servicio, hablé con el despachador para dejarme acampar “Ipiranga” es la gasolinera donde siempre acampe en todo mi recorrido en Brasil, los chicos son muy buena onda, hay regaderas y todo.  Llegué  las 7 de la noche a Valparaiso, Goias a unos 45 minutos de Brasilia capital, con mucha hambre fui a un restaurante a pedir comida ya que no había tenido problema ninguno en este tema en Brasil. Esta vez, la respuesta era un NO con el estomago lleno de agua, me fui armar la carpa y bañarme. El chico se acerco a mi a preguntarme  – ¿Qué hacía por estos lugares? – el cuál le respondí con una sonrisa y cansancio; como todo brasileño, me pregunto si había comido, le platique que había pedido comida pero que no tenían y mucho menos tenía la plata para comprarme comida ya que era lo único que tenía para llegar a Teresina Goias. Él con una seña de “Espera” regreso a su puesto de trabajo y con su compañera vi que fueron a comprar comida para los dos, sentada con mi botella de agua y dormir con el estomago vació de dos días, vi al chico acercarse a mi con una plato de frijoles, arroz y carne. Diciéndome – ¡Come! – y dándole las GRACIAS infinitas TRAGUÉ y medio sentí e sabor de la comida.

 

img_7138
Dentro de la Hacienda

A las 7 de la mañana estaba ya rumbo a Brasilia, pagué un colectivo y llegar a la terminal de buses con la voluntad de pagar un ómnibus que me llevará Alto Paraiso. Pagué 60 reales y desde Alto Paraiso a Teresina Goias hice dedo pues, eran 2 horas de viaje. El paisaje de la ruta era excepcional oficialmente estaba recorriendo Do Cerrado.

      Es aquí donde empiezo mi historia del “Cerradinho” la primera persona que me recibió en ese lugar se llama Dade, el cuál, sería el protagonista de mi estancia ahí. Un paraibano de 60 años pero tenía más de 30 años viviendo en Goias, con su acento nordestino muy amable me convido café y al final del día Cuzcuz. Esa tarde sería el comienzo de una linda amistad, complicidad, aprendizaje y enseñanza. Una de las tantas frases y conversaciones que tuvimos una de ellas me dijo : – “Minha filha, nadie vive en la tierra, se camina sobre ella”. No recuerdo las demás que me dijo con sabiduría pero esas quedan en mi fiel memoria personal.

co
Yo, Dade y la pareja de franceses a limpiar Bananeras

Como había dicho antes, la dueña es una francesa, me recibió y me instalo en mi refugio de mis próximas semanas. El voluntariado no incluía la comida el cuál logre un trato de trabajar demás con el plato de comida. Conversamos sobre mi, los proyectos que se tenían dentro de la hacienda, esa noche cene, arroz, huevos y tomates. Nos programamos para desayunar juntar. Pan, té, café, mermelada sobre la mesa hecho por ella misma. El almuerzo fue feijao, arroz, pan con agua de limón sin azúcar; la cena lo que sobro del almuerzo. Habían pasado 4 días y la comida seguía siendo la misma, no me quejo de los alimentos pero noté el cambio de menú una semana después

img_7286
El desayuno que la familia me preparo el día de mi cumpleaños. Plátano, café y pan hecho a mano.

 Me había dicho que llegarían una pareja de franceses para también colaborar con las tareas de la hacienda. Ella hablaba muy bien portugués y yo estaba en proceso de seguir hablando el idioma. Le pregunté si los chicos hablaban portugués a lo que ella me dijo: -“No, me pueden hablar en inglés” –  con mi negación en la cabeza le afirme que si. “O caseiro Dade” me enseñaba no sólo de la vida sino como trabajar la tierra, el idioma que tanto quería aprender y también me mostró a su familia. Dade,con orgullo me platicaba que tenía 10 hijos y las pequeña Victoria de 3 años. Se caso por segunda vez con una mujer de 30 años que me consentía con café, pan y suculentos platillos DO CERRADO. Recuerdo, que un día antes de mi cumpleaños, me cocino pescado, arroz, spaguetti y frijoles pues, le había dicho que tenía mucho antojo de pescado y otra era la primera visita que les hacía en su casa. También tenía una ARARA (guacamaya) en casa. Esa noche me quede allí y al día siguiente sobre la mesa el desayuno que quizás ni madre me hubiese hecho para mis 28 años.

      Sin mariachis recibí a los chicos franceses que serían mis compañeros por un par de semanas. El trato de nacionalidades fue vidente. El cambio del idioma fue tan rápido que yo deje de entender todo, mi estomago sentía un menú diferente después de 5 días, por fin, comía una pizza con sabor, pastas preparadas con empeño y el cuzcuz dejo de ser almuerzo. En varias ocasiones, no entendía las conversaciones y me entretenía con el celular con WIFI; sentía su alegría al saber que de nuevo hablaba su idioma, su gente y entiendo perfectamente esa sensación nostálgica cuando se esta lejos de su país. Llegué hacer la interprete para Dade de inglés a portugués el cuál llego un momento que no quise hablar para ellos ni para nadie. En un día de almuerzo, Pascale como se llamaba la dueña, me dejo en paréntesis que “terminaré aprendiendo francés” pero diplomaticamente en algunas veces deje entre dichos “Estoy en Brasil y quiero aprender portugués, deberían hacer lo mismo“.

img_7219
Trabajando se vive, decía Dade

    Los días y con ella las semanas iban pasando, sentí la preferencia que ella le tenía a los chicos desde la comida hasta mostrar toda hacienda y las tareas que se tenían que hacer con instrucciones en francés y daba aliento para las palabras quizás en portugués resumido. De mi parte, ya no iba ni almorzar ni a cenar, Dade como un padre me iba a buscar incluso, me gritaba a través de las paredes que dividían la casa para ir a cenar con él o cuando estaba su esposa e hijos me invitaban también a ver televisión y platicar de nuestras vidas. Dade me preguntaba – ¿Para que viajas? , ¿Por que sufres viajando sin dinero? entre muchas cuestiones más. Mi respuesta con sonrisa acompañada era: -” Quiero vivir, tengo 28 años no quiero morir sin contarle a mi nietos, sobrinos y amigos que conocí paisajes, países, las maravillas que la naturaleza nos da pero sobre todo de las personas que he conocido en este largo viaje; si estuviese trabajando en México, no te hubiese conocido” – y con una sonrisa en sus dientes postizos, acomodándose el sombrero se empezó a reír.

img_7249
Pascale, Axel y yo en la feria artesanal de Teresinas Goais.

En la hacienda las tareas eran muy variadas, entre ellas darle de comer las gallinas, recoger los huevos, cosechar las frutas y verduras que daba en la hacienda, conversar  y tomar el café con Dade por las mañanas, regar por las tardes la huerta, darle de comer a los pescados, hacerle cariños al caballo. Los chicos franceses empezaron hacer una fosa para hacer una nueva bananera. Sin pocas ganas y sin fuerza de voluntad de ayudar ellos hicieron todo el trabajo. Mi comportamiento con todos excepto con Dade cambio, mis días en la hacienda no iban a durar más y una tarde, hablé con Pascale diciéndole que no quería estar más aquí, no me sentía muy bien y prefería dejar.

img_7225
Do Cerrado, Teresinas Goias, Goias, Brasil

 Fueron las noches más linda que vi sobre el cielo brasileño, vi las mas bellas constelaciones sobre el cielo del CERRADO, sentarme todas las tardes exactamente entre 4 y 5 de las tarde para ver volar a las “araras”, los tucanes y hablar de la vida con Dade. Tenía que dejar ese lindo lugar que aunque al final no fue lo más grato pero con las mejores personas que puedo llevar en mi corazón viajero. Esas mañanas donde me despertaban el ruidos de las araras y el miedo de los insectos por las noches. Vienen a mi recuerdo cada momento vivido en ese lugar.

img_7290
Esposa de Dade, yo y Dade

Me despedí de Pascale y de los chicos limando problemas y hacerles saber que ellos no eran motivo para que yo decidiera irme con anticipación sino eran otras circunstancias. A la mañana siguiente Dade me sirvió el último café y hablamos afinando detalles de mi partida sin antes intercambiar direcciones.  El pulgar listo para llegar a Brasilia, me tomo una de las mochilas Dade y con una cara de tristeza que no sabía si lo volvería a ver en esta vida o es que si regreso a Brasil nos dimos un abrazo infinito con mis ojos inundados de agua me dijo su última frase antes de partir “Minha filha, só pede saude pra mim” fue como viajar 13 años atrás cuando vi a mi padre decirme sus últimas palabras al saber que no lo volvería a ver en esta vida.

   

13344742_10208560865130513_3104392917617040812_n
Limpiando bananeras

 Al final, mi experiencia en Cerradinho fue excelente pues conocí, CERRADO, un poco de a cultura brasileña, la existencia de “OS KALUNGAS“, compartir feria con la gente de Teresinas, vivir entre la naturaleza y darse cuenta que también habla. Teniendo más de 200 cascadas mundialmente conocidas y fauna única DO CERRADO es un lugar si a Brasil vienes digno de conocerse. 

Espero que la vida le dé a Dade la vida necesaria para volverlo a ver en este vida y sino, será para la próxima.

¡Gracias por leerme! Nos leemos en la próxima.

foto-e

Fica a Vontade! Brasil. 2parte

IMG_6779El sol es cada día más caliente sobre mi cabeza, mis pies ya no saben cuantos kilometros han caminado desde que el asfalto se volvió mi patio pero han podido más mis ganas de seguir recorriendo esta mayúscula Sudamérica como dijera una vez el “CHE” que ya no importa que tan quemada y oscura ésta mi piel y lo adolorida de mis gordas  piernas.

     

Algunos conocen este párrafo de Amyr Klink y se los comparto.-

” UN HOMBRE NECESITA VIAJAR, POR SU CUENTA, NO A TRAVÉS DE HISTORIAS, IMAGENES, LIBROS O LA TELEVISIÓN. NECESITA VIAJAR POR SI MISMO, POR SUS OJOS Y PIES, PARA ENTENDER LO QUE ES SUYO.PARA UN DÍA PLATAR SUS PROPIOS ÁRBOLES Y VALORARLOS. CONOCER EL FRÍO PARA DISFRUTAR EL CALOR Y LOS CONTRARIO. SENTIR LA DISTANCIA Y EL DESALOJO PARA ESTAR BIEN BAJO SU PROPIO TECHO.
  HOMBRE NECESITA VIAAR A LUGARES QUE NO CONOCE PARA ROMPER ESA ARROGANCIA QUE NOS HACE VER EL MUNDO COMO NOS IMAGINAMOS, Y NO SIMPLEMENTE COMO ESO PUEDE SER; QUE NOS HACE PROFESORES Y DOCTORES DE LO QUE NO VIMOS, CUANDO DEVERÍAMOS SER ALUMNO Y SIMPLEMENTE IR A VER”.

     Brasil el gigante de América del Sur, soy tan dichosa de recorrer este país, aprender su idioma y conocer a su gente es de dichosos. El desafio no es tan de recorrerlo con el pulgar sobre la ruta no es fácil pero tampoco se pierde la esperanza de que una buena alma caritativa te lleve algunos kilometros para llegar.

    

IMG_6810
Manifestación en la av. Paulista

Para llegar a Sao Paulo fueron 4 días de ruta acampando en gasolineras y pidiendo comida en restaurantes el cuál, ningún brasilero te dirá que no por un plato. Acá no tienes que ser mendigo para pedir comida con que tengas hambre es suficientes. Acampé en una gasolinera a unos 30 km de Curitiba, con ducha incluida ya que, tenía 3 días sin bañarme. Cuando llego noche también llego el hambre me acerque a un buffet para pedir la sobre de la cena, la chica me pidió que esperará pues hablaría con su jefe cuando volvió ella con su portugués devaga me dijo: – “podes pegar, fica a vontade!” -, les repondí que no tenía dinero para pagar el buffet que esperaba la sobra a lo que ella volvió a repetir la misma oración. Es la primera vez en mi vida como nómada que entro a un restaurante a pedir comida sobrante y me mandan a servirme un buffet tampoco me serví todo lo que había pero con discreción me serví lo primordial para  tener fuerzas para el día siguiente.

   

IMG_6736
Para Sao Paulo a las 8 de la mañana.

  A las 7 de la mañana estaba desarmando mi carpa para continuar la ruta a Sao Paulo. Contemplando el cielo azul que me recuerda mucho a mi país y con las araucarias como protagonistas de la mañana esperé a los voluntarios. A los 30 minutos mas o menos, se para el primero un evangelico que me venía hablando de Dios, lo escuchaba sin entender una gota y tratando de cachar las oraciones importantes de discurso pude decifrar un poco el diálogo. al final, me dejo justo en la ruta que me llevaría a la gran ciudad. Concluyo dándome 8 reales para que comiera algo.
     Pegar Carona en Brasil es un poco lento cuando se va souzinha  podríamos decir que es más fácil pero cuando se es mujer puede que el riesgo sea un poco  incómodo. Los brasileros son directos para pedirtes las cosas no tiran mucho rollo como los mexicanos acá se va al grano y si quieren sexo contigo de lo dicen al tiro. He estado en situaciones donde los conductores se vuelven pesados con propuestas de otro nivel, he sabido como salir de ellas sin tener de llegar a insultarlos ni mucho menos bajandóme del camión o carro siempre termino dándo las gracias y regalando una sonrisa. En verdad, no gano nada con ser feminista en este grado de mi vida.

    

IMG_6786
La famosa, Av. Paulista. SAo Paulo. Brasil

Después de dos propociones incómodas una de sexo y otra donde el viejo me quería tocar un seno llego el tercero, Carlos. El sol ese día quemaba a todo su máximo explendor y sin una sombra tome mi cuarzo con tal deseo pedí que me mandará al chofer más buena de la ruta para llegar a Sao Paulo. No tengo idea cuanto tardo el pedido pero no tardo en llegar ese camionero que efectivamente iba para Sao Paulo. Finalmente de 4 días en la morando na strada llegaba a mi destino. Carlos un minero, padre de 4 hijos y separado como la mayoria de los brasilero suelen ponerse como estatus, tuvo las ganas de enseñarme portugués durante todo el viaje. Fue la clase más divertida que he tenido en mi vida y debo decir que aprendí mucho. La mayoría de los camioneros te invitan a comer REPITO, el tema de la comida en Brasil es sagrada acá nadie se queda sin comer.

IMG_6835
Una de las primera iglesias de Sao Paulo

      La gran mayoria de los brasileros que conocí NO BAILAN SAMBA, NO GUSTA DE FÚTBOL Y NO TODOS BEBEN CAIPIRINHAS sino CACHAÇA es muy chistoso saber esto pues, mundialmente se les conocen con esta imágen pero infelizmente NO.Lo que si debo destacar es que, son religiosos a morir, creo que los mexicanos y los brasileros son los más religiosos de Latinoamérica. Sin dejar de mencionar, que es el país donde más variedad de raza pude ver; desde negros, morenos. blancos e indígenas. Aquí hay para escoger el que más te guste, yo me quedo con los morenos :3

    Llegué a Sao Paulo la segunda ciudad más grande Latinoamérica y sin encontrar couchsurfing, sin tener donde pasar la noche todos los contacto que tenía como posibles couch  fueron nulos. No sabía que hacer, me acordé de las asistencias sociales y cuando vi una pratulla con todo y mis tiliches les hable de mi situación a los policias en mi escaso portunhol. Mi noble título de extranjera y llegando recién a Sao Paulo no dudaron en ayudarme pues quedarse en la RUA  en la gran ciudad no es buena idea. Moviendo mar y cielo me buscaron una asistencia para pasar la noche. Al día siguiente, tome un baño para volver al sitio, ellos me ayudarían a encontrar otra asistencia social en la ciudad de Sao Paulo. Después de una larga entrevistas y contandoles toda mi travesía del viaje, las psicologas con mucha atención lograban entender lo que les decía con ganas de ayudarme me compraron un anillo y pulsera para tomar el metro que me llevaría a mi morada.

    

IMG_6820
Catedral de la ciudad

Después de otra entrevista y hayando un lugar en donde ficar en Sao Paulo finalmente logre ver de que se tratan las asistencias sociales. Es increíble la cantidad de gente que vive en las calles de esta ciudad y no sólo en esta sino también lo vi en Porto Alegre, Florianopolis; es tonto no darse cuenta en la situación que la sociedad vive. Veía un reportaje que la población que vive en la calle llego a 1 millón de “moradores”. Dormir en los parques, un edificio o en la parada de Sao Paulo es habitual, podría facilmente tirar mi carpa ahí sin ningún problema. Y con ello, la inseguridad es otro nivel, matan hasta por un reloj. Las Asistencias sociales ayudan a estos moradores a que tengan una cama, un baño, un lugar donde lavar su ropa y un plato de comida. Algunos por su buena conducta logran vivir en ellas y tratando de tener un empleo. Por suerte mía, era feriado y quedé 4 días en la asistencia social. Desde las 6 de la mañana todos se levantan a desayunar cafe da manha a las 8 todos deben salir a las 6 de la tarde se vuelven abrir las puertas para que tomen un ducha y tomen cena Jantar solo los que viven allí puede lavar su ropa, yo tuve que rogar para que me dejarán lavar. Ellos te proporcionan, toallas, jabón y toallas femininas. Hay una casa para mujeres y otra para hombres. No te dejan tener tus cosas adentro de la asistencia para eso, quedan dentro de la oficina así evitan robos. Las porciones de comida son abundantes podrías no comer en días JA JA JA. También te ayudan con pasajes a ciudades cercas incluso estados pero me han dicho que se tiene que llorar para poder conseguir un pasaje.

IMG_6756
Asistencia Social donde quede 4 días en Sao Paulo.

     Esos cuatros días fueron para trabajar en la Av. Paulista y Praça Republica, fueron días fracos en las dos semanas que estuve en Sao Paulo pude hacer 200 reales. Conocí artesanos brasileros, peruanos y chilenos. Sin tener donde quedarme otra semana más, tuve la suerte de conocer a Milena y Antonio con voluntad de ayudarme me recibieron en su casa por una semana para seguir ahorrando los reales. Fueron días donde descansé y conocí nuevas cosas. También Sao Paulo es hogar de varias culturas y nacionalidades desde Africanos, chilenos, peruanos, colombianos, mexicanos pero sobre todo JAPONESES, es tan chistoso escucharlos hablar portugués.

     

IMG_6759
Ciudad de Sao Paulo. 20 millones de habitantes.

Lista para continuar mi ruta, mis días en Sao Paulo llegaban a su fin y tenía que acercarme para reconocer terreno. Ahi conocí a Pri con una discreta pancita de 7 meses, me dió alojo en Itam Paulista ruta perfecta para encaminar a la siguiente estado. Con tan poco reales,  compre material necesario entre hijos y piedras para seguir sobreviviendo en la etapa final de mi viaje.

    

IMG_6811
Brigadero hecho por Pri mi couch

Con su ya particularidad hospitalidad del brasilero, me despidió Pri en una estación del metro a las 7 de la mañana para tomar un oníbus a San José de los Campos y seguir la ruta a Rio de Janeiro una ciudad sin ganas de conocer pero con el morbo de presumir que “estuve ahí”.

Gracias a todos por leerme. Les dejo mi número de cuenta para aquellos que deseen donarme unos pesos para seguir avanzando.

Nos leemos en la próxima.

‘’ Fica a vontade “ por 3 000 Km. Brasil part 1

     Brasil el quinto país más grande en territorio en el mundo. Era una incógnita entrar a ese país sin ningún conocimiento en el idioma portugués. Entraba por la frontera Uruguaya y mi primera ciudad brasileira era Chuy. El cartel de Bem-vindo do Brasil me daba un respiro de alegría. Era el inicio de una nueva aventura, otra travesía, más kilómetros, nuevas personas, nuevos paisajes… La primera palabra que escuché en portugués era de un gauchó arriba de un caballo a las 10 de la mañana. “Bom dia” en conjunto con una sonrisa me daba la bienvenida ese país que aún me tiene sorpresas por ver.

IMG_6684Es aquí, donde  empieza mi viaje por el gigante de Sudamérica; Mi primera ciudad brasileña a la que tenía que llegar es Pelotas a 280 kilómetros de la frontera Uruguaya. Venía viajando a dedo\aventón desde Chile, Argentina, Uruguay y Brasil no era la excepción. Había escuchado  recomendaciones, anécdotas, tips de como viajar por Brasil con el pulgar mi pasaje en ese entonces de 8 meses. Mi desafío en este país era el idioma, aunque es tan similar al español debo decir que también tiene su chiste; después del mes aprendí hablar el portunhol con el cual me doy a entender y tengo una conversación con las personas. Me siento orgullosa de este logro pues, no fui a ninguna escuela para aprender este idioma, tenía un poco de conocimiento del idioma ya que, he conocido brasileños durante el viaje pero estar en el propio terreno y aprenderlo a oído, mis salón de clases “La calle”, mis maestros “ la gente común’’ mi examen del idioma ‘’mis ganas de comunicarme’’.

13091947_10153769027518882_8007986268686763213_n
Eliete, mi couch en Porto Alegre.

Cruzando la frontera  caminando y con mi sello de 90 días estaba más que legal en Brasil. Caminé 2 kilómetros para empezar alzar el pulgar; 8 horas esperando al voluntario para acercarme a un pueblo pero todos los intentos fueron nulas. En la ruta nunca faltan los viajeros sin plan como yo. Nos presentamos como es habitual preguntándonos la  nacionalidad nos juntamos para hacer dedo juntos que tampoco funciono tanto. Decidimos caminar un poco y un bus se detuvo y sin cobrarnos el pasaje nos avanzó 40 kilómetros. Yo aún tenía plata uruguaya 300 pesos, él chico 5 reales y el hambre nos invadía. Nos paramos en una tiendra y con 5 reales compramos pan, queso y paté como plus nos regaló galletas. Seguí probando suerte con el pulgar pero definitivamente era 0 probabilidad llegar a dedo a Pelotas.

IMG_6713
Supermercado en Porto Alegre.

Tenía 300 pesos, iba a pagar un pasaje para llegar ahora la cuestión era que me los aceptará. Esperé 2 horas para que pasara un bus que me llevará allá. Tenía una couchsurfing  que me estaba esperando. En eso, veo dos mochileros más haciendo dedo sin suerte y ellos con plata brasileña y yo sin ella me ayudaron a pagar el pasaje.

Pelotas fue una ciudad de paso ya que el destino oficial era llegar a Porto Alegre. Cristina quien fue mi primera couch en Brasil me recibió con toda la hospitalidad que el brasileño sabe dar al foráneo y era una probadita de lo que venía. Cristina originaria de Sao Paulo pero radicando en Pelotas era la primera persona con quien preste mucho oído al portugués ya que, para mí los paulistas hablan muy rápido el idioma y con ello hay que estar pilas con lo que están diciendo.

13091983_10153769027788882_4040123623716599759_n
Cocinando Nopales en casa de mi couhc en Porto Alegre

La palabra ‘’DEDO’’ paso a segunda plano, ahora tenía que decir ‘’pegar carona’’ para hacerme entender de mis intenciones de viajar por este país. Viajar a dedo en Brasil es común pero no tan fácil como en otros países que son casi habituales. No tenía la fuerza suficiente para pegar carona a Porto Alegre así que, saque mis pocos pesos que tenía en la tarjeta y pague R$60 no podía creer que estaba pagando esa cantidad por 3 horas de viaje; viajar en ómnibus (como se le dice al transporte en Brasil) es para mí un lujo de 5 estrellas pero ni mi actitud y mucho menos mis ganas tenían de salir a la ruta y  levantar pulgar. Decidí pagar el ómnibus de mi vida y llegar pronto allí. Tampoco  podía creer que había gastado en 3 días R$150 dicha cifra está fuera de mi método el cual me está dejando actualmente en números rojos, en quiebra o sea, en la calle.

IMG_6697
Casa de infancia de Ronaldinho Gaúcho. Jugador brasileno el cual soy admiradora.

Porto Alegre la ciudad Gaúcha de Brasil. Mi couch Eliete una querida gaúcha como ella se sabe decir me recibió con toda la buena onda en su casa a las afuera de la gran ciudad pues, en Brasil todas las ciudades son grandes  hasta ahora no he encontrado alguna pequeña. En casa, vivía con su madre con quien al final me termino odiando por quitarle el tiempo de su hija JA JA JA. Dos semanas para agarras fuerzas fueron justas en esta ciudad. Empezar a entrenar el oído en el idioma fue una buena razón también. En Porto Alegre la gente habla el idioma un poco más pausado, lento y te da chance de aprenderlo. Quizás también porque hay argentinos y uruguayos ya que son sus vecinos cercanos. Rio Grande do Sul es el estado y la ciudad Porto Alegre se dice, que los gaúchos en algún periodo de su historia querían separarse de Brasil y formar un país independiente ya que, no se creen propios del mismo también logre ver que la mayoría de los gaúchos son descendientes de Europeos la gran mayoría de sus habitantes son blancos, ojos claros y rubios uno que otro descendientes de africanos pero en su mayoría de europeos. Una muestra de ello, son Gisele Bunchen y XUXA ambas de Rio Grande do Sul.

     Debo mencionar, que es esta parte del país la gente no es un tanto hospitalario como lo ha sido en otros estados del país. Los ánimos y la nostalgia de regresar a la tierra se me vinieron encima quería volver, venderle el alma al diablo era una opción. 10 reales me acompañaban en Porto Alegre, ni ganas de trabajar tenía se me hacía fácil sacar lo último en la tarjeta y avanzar.

IMG_6707
Ipanema, Porto Alegre. Brasil

Tenía dos opciones; seguir recorriendo Brasil o tomar ruta para Paraguay, lo pensé como mil veces y sí continuaría por Brasil mi siguiente destino sería Sao Paulo para trabajar la artesanía.

La decisión duro 2 días arme la mochila y tome la ruta para Florianopolis en el Estado de Santa Catarina. No tenía ganas ni de pisar esa isla. Me la imaginé pequeña pero al verla era una ciudad como Porto Alegre. La incógnita de hacer dedo en Brasil la iba a saber en el momento que estuviera caminando en la carretera con los 30 kilos de equipaje adelante y atrás.

La mamá de mi amiga me dijo ‘’ –es difícil hacer carona en Porto Alegre – ‘’ Y con su poca esperanza de llegar me despedí de Porto Alegre. Una hora duro la espera y el primer voluntario fue un señor  quien iba a Osorio yo con mi portugués de principiante y él con su ganas de entenderme, hablamos en todo el viaje. Al final, me dio 10 reales ‘’ – para un café un pan –‘’ Me compré unas galletas de chocolate para aguantar el viaje y rellenar el termo de agual; en la ruta, me encuentro a una chilena, es grato volver a escuchar tan peculiar acento pero a la vez un poco incómodo ya que, por naturaleza del chileno ella era desconfiada y empezó hablarme de  la carona por Brasil. Decidimos irnos juntas a  Florianopolis o también conocida como FLORIPA. Sin antes, me había platicado que pidiendo carona la subió un hombre el cual después, de dejarla en la gasolinera no la dejo bajar hasta que le diera  un beso para despedirse, le rasgo la blusa el cuál pude ver. Ella hablaba un poco más el idioma y así me evitaría la pena de conversa con el conductor JA JA JA JA.

Un camionero se detuvo y nos llevó directo a Floripa. Un brasileño que conocí en Buenos Aires, Argentina me había dicho una vez, si vas a Brasil tienes que llevar dos cosas ‘’Un plato y una cuchara’’, hice caso omiso pero en verdad son objetos necesarios en este país. Como todo camionero, nos invitó algo de cenar y conversamos todo el viaje hasta que cayó la noche y llegamos a nuestro destino. Acampamos en una gasolinera donde los trabajadores nos dieron refresco y pan para cenar algo para día siguiente continuar la ruta.

IMG_6717
Puente en construcción para Floripa.

El resto se los contaré en la próxima entrada, Brasil es un país de gente generosa, hospitalaria y mucho que más que decir, un chico me dijo ‘’- Brasil y México son países de gente buena, paisajes inigualables pero los políticos son la enfermedad de estos países – ‘’ y en eso estoy de acuerdo.

Gracias aquellas personas que me leen y sobre todo aquellos que sin conocerme y les motiva mi historia me donen una mínima pero una gran cifra para mí para continuar mi travesía por la  gran América del Sur. Dejo mis cuentas tanto electrónica y bancaria:

 

PAYPAL: LINDA-ZAPATA1988@HOTMAIL.COM

SANTANDER:
Cuenta SANTANDER: 60-56308464-6

Clabe:014790605630846461

La Uruguay de los 3 millones.

     La Uruguay, ese botón que se encuentra al este de Sudamérica, tierra de Charruas, asado a la leña, vino, mate y de personajes que dejaron huella tanto en su país natal como en el mundo como: Eduardo Galeano, Pepé Mújica, Mario Benedetti entre los mas conocidos. De este último, me viene uno de mis poemas favoritos:

Compañera
usted sabe
puede contar
conmigo
no hasta dos
o hasta diez
sino contar
conmigo

si alguna vez
advierte
que la miro a los ojos
y una veta de amor
reconoce en los míos
no alerte sus fusiles
ni piense qué delirio
a pesar de la veta
o tal vez porque existe
usted puede contar
conmigo

si otras veces
me encuentra
huraño sin motivo
no piense qué flojera
igual puede contar
conmigo

pero hagamos un trato
yo quisiera contar
con usted

es tan lindo
saber que usted existe
uno se siente vivo
y cuando digo esto
quiero decir contar
aunque sea hasta dos
aunque sea hasta cinco
no ya para que acuda
presurosa en mi auxilio
sino para saber
a ciencia cierta
que usted sabe que puede
contar conmigo.

MARIO BENEDETTI

     Mi aventura por Uruguay empieza cruzando la frontera por Salto casi la última. Mi idea era llegar a Montevideo en 2 días pero demoré 3. Haciendo dedo bajo los rayos del sol aún en suelo argentino era casi un cancér seguro pero el entusiasmo de cruzar una nueva frontera eran más fuerte que esos rayos penetrantes.

     Había pasado la noche es  una estación de servicio en Concordia, Argentina después que un camionero brasilero me propusiera sexo a las 10 de la noche me bajé con una sonrisa diciendóle “GRACIAS, CHAO”. Temprano, desarme carpa y preparé mochila para cruzar la frontera al tercer carro me subió un argentino muy particular ya que, me contó que él hackeó las tarjetas para llamar TELCEL en el 2003 o no sé cuando pero él con otros hacker mexicanos liberaron tarjetas y muchos personas tuvieron llamadas gratis en su momento. Por lo que veo, Carlos Slim ni se preocupo por la perdida de algunos pesos.

  Este último me ayudo a cruzar frontera, tomando mate me sellaron el pasaporte y oficialmente tenía 3 meses en tierras charruas.El sol que no perdonaba ninguna, caminando 500 metros para pedir dedo rumbo a Montevideo. Me subió un chico que venía de cargar combustible del lado argentino ya que para los uruguayos, la gasolina en Argentina es más barata que en Uruguay.

     Uruguay es el país más caro de Sudamérica, 1 dólar cuesta $30 pesos uruguayos. Una lata de coca cola te cuesta 70 peso, una bolsa de arroz de 1 kilo $45 pesos y de lo demás ni hablo. La vida en Uruguay es costosa y el salario minimo esta entre los 15 y 30  mil pesos uruguayos. Saquen cuentas. En mi siguiente parada, había un anciano pidiendo dedo que también iba para Montevideo. Caminé unos pasos más para que lo llevarán a él primero. A los 20 minutos, se para una camioneta y nos llevan a los dos. A las afuera de Salto, tierra de ídolos como lo es Suárez, el termometro quería explotar, busqué la mejor sobra pero era nula. 4 horas esperando bajo el sol y nadie me levantaba, caminé como 5 kilómetros lo que quería era un balde de agua fría para quitarme ese pinche calor.

     Cruzando un puente hallé un río no lo pensé dos veces y baje a bañarme para agarrar fuerzas, no había comido nada y eran casi las 5 de la tarde todavía en Salto. Seguí caminando y vi casas me dije “Si en dado caso quedo en la ruta, acampo”; al rato, levanto el pulgar y se para Andrés un chico de unos 20 años que iba rumbo a Flores casi 300 kilometros ese día, me había sacado la loteria.

     En una charla de cultura general de Uruguay, estuve cebando todo el viaje, dos termos. Los uruguayos son pioneros del mate y a ellos se les atribuye la leyenda que son los que más beben dicho ritual de hierba, agua caliente y una calabaza para empezar la ronda.  Fue la última vez que probé mate las demás fueron falsos uruguayos JA JA JA JA JA JA. Andrés me contaba que El mate, Gardel y el Dulce de Leche son uruguayos y que los argentinos les quieren robar lo único que tienen ja ja ja ja, en un todo de broma. Para mi uruguayos y argentinos SON LO MISMO pero en diferentes países y más buena onda JA JA JA JA.

     Llegando a Flores nos depedimos y cada quién por su rumbo. Busqué un lugar donde pasar la noche ya que, en la gasolineras en Uruguay no’más no dejan. Acampé en un parque. Lista para llegar a Montevideo y con un poco de nostalgia acordandome de México arme todo para emprender la ruta. Fue uno de los días más cansado de mi viaje. Esperar 6 horas en la carretera no es gracioso, fue duro pero al final logré llegar. Todos los conductores me veían parada con el sol en la cabeza y nadie se apiadaba de mi, tuve tiempo para jugar un rato con mis poi y ni así. Tenía hambre  no había comido en tres días sólo agua y mas agua parecía camello reservando el agua en mi panza. Recordé que tenía harina para hacer tortillas, moje la harina y empecé a comerla para engañar al estomago.

   

12794784_10208561706421806_93909872370427069_o
Día 3, el sol mataba el dedo era casi nulo. Flores, Uruguay.

Caminé 1 kilometro para encontrar una sobra y seguir haciendo dedo. Un comercianto se detuvo y me avanzo algunos kilometros antes de llegar a San José; había acontecido un accidente donde el carro salió de la ruta y dió vueltas al parecer solo hubo heridos. Me quede viendo el hecho y me empecé a cuestionar “Me vieron en la ruta?”, “Yo podría haber estado ahí adentro del carro” etc etc. Al final, me sunbió otro señor y me acerco casi a 30 km de San José.

     Eran las 7pm yo quería llegar a Montevideo, ya no tenía ni las fuerzas de acampar otra noche más, un día más sin comer. Tenía 230 pesos argentinos ni siquiera había tocado la plata uruguaya. Seguí haciendo dedo y cuando veo venir el bús y el último bús para ir a Montevideo del día. Preparé mi mejor discurso para queme dejarán subir. Lo paré y al detenerse bajo el ayudante del conductor y le pregunte: “Cuanto cuesta para Montevideo?” – Él me respondió: $280 pesos – Le dije que no tenía plata uruguaya que en cuanto llegará a la terminal la cambiaría  y le pagaría el pasaje. El tipo al principio se negó al trato pero le rogé incluso, le dí la opción de retenerme la mochila mientras iba por le dinero.

    

12823270_10208569535737534_7900106007461053692_o
Así me recibía con un atardecer Uruguay. A los 20 minutos tomé el bús.

Felizmente iba arriba del bús, no sé si el señor me tuvo lastima o compasion o mi trato le parecía prudente pero iba a llegar a mi destino; una hora y media me separaba de Montevideo. Yo iba desparramada en el asiento, con olor a sudor de 3 días sin bañarme, quemada del sol, con tan solo agua en el estomago iba disfrutanto el paisaje del anochecer. Debo confesar, que viajar en bús para mi es casi un privilegio.

     Al llegar a la terminal de Montevideo pues es la única ja ja ja ja, me bajé y le dije al tipo con quién hice el trato. “Ahora vuelvo, voy por la plata” asistiendo la cabeza, salí volando a la casa de cambio para que me dieran por fin plata uruguaya. Tenía oficialmente 340 pesos y los debía en ese pasaje. Volví pronta hacía el señor y le dije – 200 qué me diji…? – A lo que el tipo con una mirada de solidaridad y de ben corazón me djo: -“No me debes nada, por que fuiste honesta. Toma esa plata y comprate un refresco  y una torta. No le digas al chofer que no pagaste”- Agarré mi mochila me guardé esa plata y busqué un lugar de Wi FI para escribirle a Mónica mi amiga que me estaba esperando que por fin había llegando.

     Después, me senté arriba de la mochila a esperar a mis amigos y de últimas a llorar por que al final de toda la travesía de esos 3 días que no olvidaré y estarás en mi catalogo de anécdotas, este hombre que no supo y tampoco le hubiese interesaado toda mi aventura me ayudo a llegar a mi destino gracias a mi HONESTIDAD.

 No sé que tanto cueste hoy en día esa palabra pero me la he ganado con un poco de esfuerzo estos últimos dos años de andadas.

Gracias a todo aquellos que tienen ese breve espacio de su tiempo para leerme. No tengo computadora ahora y por eso debo fotos pero en cuanto tenga plata y compu comparto el blog con fotos.

Algunos tienen mi cuenta Santander y PayPal si me quieren dar una mano.

Gracias por su apoyo. Nos leemos en la próxima.

Norte Argentino a dedo. 1 parte

          Estoy en un 50% de mi recorrido por este maravilloso lado del continente llamado América del sur.  Cito esta frase que leí por allí;

Pensar siempre lo peor es el signo de un espíritu ruin y un alma baja”

     Argentina mi sexto país por recorrer, esta vez me tocaba conocer la parte norte. Salir de Chile fue muy nostálgico y no tenía ganas de irme pero la ruta tenía que continuar y otros aires debían retomar.

    

IMG_6043
Cruzando la Cordillera de los Andes

Como es costumbre tenía que estar en la ruta muy temprano si quería llegar a Mendoza a buena; la jornada mochilera empezó a las 8 de la mañana dejando atrás la ciudad de Santiago de Chile tome un bus que me dejará rumbo a la frontera libertadores. Creo que cuando se quiere cruzar la frontera a dedo es lo más complicado de todo el proceso de ruta cuando hay suerte se logra cruzar y cuando no toca quedarse en la ruta y esperar al día siguiente para al fin poder cruzar ese barrera que nos tiene divididos.

     

IMG_6056
Parque de Mendoza, Capital

El sol no colaboraba conmigo y pasaban las horas hasta que un buen camionero brasilero se apiado de mí me llevo hasta Los Andes. Durante el camino veníamos platicando de viaje y él me preguntaba si – “¿Algún camionero antes me ha pedido sexo?”- a lo que yo le conteste que sí pero en situaciones como esa trato de manejar el asunto. Me hizo cantar en portugués una canción cristiana y me invito almorzar arroz con carne. El mate que llevaba era horrible y solo le acepte un sorbo y chao. Eran las 2 de la tarde el camionero me dijo que me quedará y mañana él me ayudaba a cruzar pero lo que quería era llegar ese mismo día.

 Con pulgar arriba y con toda la buena energía esperaba a mi ángel que me ayudaría a travesar los majestuosos Andes. Un buen mendozino no dudo en cuanto vio la bandera mexicana que pongo enfrente de la mochila. Escuchando a los enanitos verdes durante la ruta veníamos charlando un poco de lo que me tocaría ver y escuchar en la Argentina. Con ese acento que caracteriza a los argentinos me daba la idea de cada lugar.

     El paisaje de La Cordillera de los Andes es totalmente indescriptible, es lo más maravilloso y majestuoso que he visto en mi vida creo que soy dichosa de ver semejante montañas inclusive ver la montaña más alta de Sudamérica y como dijera el camionero “Y es mendocina”  JA JA JA… Lo que más extraño es ver la cordillera por las mañanas y tardes.

    En Mendoza me espera mis couch Ana, me quede 3 días en Mendoza quería seguir avanzando para Córdoba. La ciudad de Mendoza me recibió con un calor de 40 grados y una granizada por la noche. Al día siguiente, me dispuse a caminar para conocer la ciudad y había por todos lados palomas muertas y alfombras de hojas verdes. En una  caminando me encontré 100 pesos ¡SUERTE LA MIA! Ya que tan solo entré con 600 pesos a la Argentina y no sé con cuanto saldría.

    

IMG_6059
San Luis, Argentina. En apoyo a los 43 desaparecidos.

La mochila y el pulgar muy accesibles se incorporaban a la ruta para San Luis o Córdoba donde la ruta me llevará. Caminando 4 kilómetros bajo el sol me encontré a un chico haciendo dedo que por un instante pensé que era porteño y mi sorpresa, – “Soy turco” – nos tuvimos mucha suerte en llegar a Córdoba pero pudimos llegar a San Luis donde un carro funerario nos llevó. El señor muy amable veníamos riéndonos del muerto el cual traía sus cenizas en el carro. Aquí entra Manuel un generoso argentino que se tomó su tiempo para ayudar a esta mexicana que no tenía donde caer en San Luis. Mis días allí eran breves pero los días fueron maravillosos. Manuel desde un principio me ayudaría dándome couch pero al final por trabajo no pudo. Así conocí a su amiga Flor quien me recibió en su humilde morada y a su compañera de cuarto. Me llevo a conocer a sus amigos y lugares alrededor de la ciudad. Comí un riquísimo lomo al horno que solo ese personaje pudo cocinar. ¡RIQUÍSIMO!

   

IMG_6077
Cavalongo, Córdoba.

Los propios argentinos dicen que la mejor carne del mundo es la suya y hasta ahora estoy de acuerdo con ellos. Sí eres extranjero y quieres viajar a dedo por este enorme país de cientos de kilómetros uno de los requisitos fundamentales es “Aprender a cebar mate” ese ritual de compartir y una charla para no aburrirse y mantenerse despierto en la ruta.  A mí me enseño un chofer en la Patagonia y con los meses lo pude casi pero casi perfeccionar, el agua debe de estar en un punto caliente que no queme la lengua. El agua no se hierve incluso en la estaciones de servicio hay maquinas donde se hecha 6 pesos y llenan el termo; se pone la hierba dentro de la calabaza se agita se sopla el polvo de la hierba que te queda en la mano y empieza la ronda. Dijera un camionero – “el boludo es el primero que toma mate” – Y sí, el que empieza a cebar da el primer sorbo otras veces son 3 y luego se pasa. A veces se acompaña de budín, galletas o pan dulce (frituras).

    Mi siguiente destino Córdoba. En México había hecho amigas de esta parte del país ¿Quién no conoce un cordobés en la ruta? Hace 2 años conocí a Luciana y Daiana dos simpáticas y despistadas argentinas que hicieron mi estancia en Córdoba la mejor. Estas líneas se las debo de dedicar porque sin ellas y sin su ayuda siempre disponible no fuese sido posible. Dai una emprendedora bailarina de Jazz que se hizo internacionalmente conocida en su paso por Playa del Carmen que junto a Luciana fotógrafa y futura productora de cine  debutaron en el mundo del modelaje. Ahora que estaban establecidas en la capital y yo iba de visita me abrieron las puertas de su casa por unos días.

En lo personal siempre digo “el que no conoce a un cordobés, no conoce a un argentino”  resulta que los “wuachos” son conocidos por  su particular  acento, que  es muy diferente al resto del país. Los reyes del fernet y el cuarteto se hacen presentes en cualquier evento; sin dejar de mencionar que son los graciosos del país. Luciana en particular no tenía nada de cordobesas solo cuando tomaba fernet se le rescataba uno que otro tono JA JA JA. Uno de los chiste cordobés fue el que me conto un camionero: – “El cordobés identifica 3 colores: el amarillo patito, el verde botella y el negro culiao”  JA JA JA JA

     Por Río Cuarto entre y pise la tierra de Fernet. Allí visité a mi amigo Jeremias y familia el cual pasé unos días con ellos, allí probé el choripán.  A los dos días iba rumbo a Capital  que estaba a 2 horas. De San Luis a Río Cuarto tuve que pagar un bus mis fuerzas para hacer dedo era nulo y no podía más.

 

12565424_1276754062339975_3865782614425900239_n
Andrés, amigo que conocí hace 10 años por internet y pude conocer personalmente en Córdoba. ¡Un placer!

A las 9 de la mañana un camionero me subió y cebándole mate íbamos ya rumbo a Capital, allí después de 2 años vi a Lucy que ese mismo sábado me hizo conocer Carlos Paz a 40 minutos de capital. Allí abrace a Dai. Sin antes, Luci me hizo conocer la capital y los punto turísticos de la ciudad con sus fechas casi exacta pude darme una idea de cuánto tenía la ciudad de vida.

      Fuimos a cava donde la familia de Luci preparo el ya famoso asado. Ahí fue donde oficialmente probaba la carne argentina. Chorizo, morcilla y carne de vacuno etc etc acompañado con vino se daba el siguiente paso, LA SIESTA que por estos rumbos es más que sagrada. Después de la comida por ley, la siesta se hace hasta por 2 ó 3 horas con el calor de las 2 a 5 de la tarde ¿Quién quiere salir?

   

A los días, me pasé con un buen amigo mexicano que a forma de saldar favores me dio una mano en la casa de su novia en Córdoba. Una semana muy a la mexicana y compartiendo el conocimiento de la artesanía el cual me llevo muy enriquecedor. Probé mi segundo asado del país de igual forma ¡SABROSO! Entre fernet y cuarteto que mientras las manos tejían, nosotros cantábamos algo de Rodrigo y Elias.

   

Hice ruta para San Marco Sierra el cuál fue un fin de semana donde vería un amigo pero a falta de coordinación no coincidimos en el lugar. San Marco Sierra lo describo como “Tulum” pero con montañas. Donde reinan los hippies, llegué allí pagando buses ya que es muy difícil el dedo por esa zona. Al no tener mi carpa, pedí a la feria de artesanos si podía trabajar que no tenía ni un peso para volver.

Me dieron una mano, vendí 35 pesos ¡nada! Al final dormí en casa de una danesa muy buena onda que me dio un espacio en su casa. Durmiendo con mosquitos y sapos a lado pase la noche. Tome la ruta para Córdoba Capital, no quería saber más de pueblos hippies en lo personal no es más mi estilo a pesar que hago malabares y artesanía prefiero tener otro tipo de experiencia y me abro a todo ese ambiente.

   

IMG_6181
Una replica de la Poderosa II

Con una fuerte lluvia me subió un tipo quien me convidó fiambre (jamón y queso) pan ya que no había comido nada solamente agua. Él me ayudo a llegar por medio de un trato que me llevaba a Cruz del Eje y me daba 30 pesos para completar el pasaje y poder regresar  a Capital. Acepte y me llevo a una dique de agua uno de los más grande de Argentina. Como no llegaba a completar el pasaje para Capital pagué hasta Cosquín 80 pesos, el pasaje a Córdoba Capital costaba 150 pesos… Me acordé  de un amigo que una vez le pasé que se quedó dormido y en vez de bajar en su destino llego a otro. No me quedaba otra que hacer lo mismo pero por mi propia causa. Toda mojada de la tormenta que me agarro me dispuse hacerme la dormida. Llegando a Cosquín veo que nadie sube a verificar asientos y cuando el bus toma ruta ¡CAGO! Ya estaba rumbo a mi destino si en dado caso me preguntaban yo me hacía la desentendida. 😀

  

12439230_10207055346196337_4366626760492892057_n
Desayuno a lo colombiano en casa de Lucy.

La hora de partir de Córdoba había llegado, mi  cuarto destino era Buenos Aires. No podía irme sin antes visitar la casa de infancia del personaje que me inspiro hacer este viaje, “Ernesto Che Guevara”. Luci me regalo el boleto para poder ir al mudeo en Alta Gracia… Este como los de tantos, era un sueño hecho realidad. No podía creer que estaba en la casa de uno de los personajes revolucionarios más famosos del mundo. La historia de esa casa es nostalgica, observar sus cartas, sus frases y sus objetos personales de la época.  Hay una replica de la famosa “poderosa ll” ya que las piezas originales no las han podido recuperar… Como saben la motocicleta la dejaron en Chile y el hermano de Alberto Granados la quiso ir a recuperar pero los chilenos se la vendían en partes, eso fue lo que me dijeron en el museo. Al igual, están las cenizas de Alberto Granados.

   Estos eran las pocas semanas que me quedaban en Argentina. Aún debo un par de blog que poco a poco iré narrando.

Gracias a todos aquellos que leen mi blog y viajan a través de él.

IMG_6203Quiero dar mención  y manifestar mi indignación e impotencia por las dos chicas viajeras/mochileras argentinas que fueron asesinadas en Montañitas, Ecuador. Somos viajeras y si se decide viajar SOLA es por que SOLAS queremos estar y SOLAS queremos cumplir nuestros sueños. NO SE VALE QUITAR LA VIDA A DOS SOÑADORAS que solo pedían ayuda de forma voluntaria.

Tengo 2 años viajando de forma solitaria y he realizado hazañas sin compañía de un hombre por que soy mujer y como mujer también puedo hacerlo SOLA. Hago dedo en la ruta de manera solitaria y la mayoría de mis ángeles son 100% hombres los cuales algunos se me han insinuado proponiéndome sexo (el  último un camionero brasilero lo hizo directamente), he podido salir de esto ya que no demuestro MIEDO  a ellos y como VIAJERO QUE SOY, agradezco la ayuda y doy una sonrisa a pesar de las propuestas que me han hecho en los últimos viajes a dedo.

Cuando se ayuda a una viajera incluso a los VIAJEROS siendo hombre que también corren el mismo riesgo que las mujeres se hace de forma VOLUNTARIA repito VOLUNTARIA. vivimos de la generosidad, solidaridad y voluntad de aquellos que nos brindan una MANO para realizar nuestros sueños y llegar finalmente a casa.

No mas violencia hacía la mujer, no somos objeto sexual. Somos mujeres, madres, amigas, hermanas. Y antes de hacerle daño a una mujer ¡RECUERDA DE DONDE VIENES! ¡QUIEN TE PARIÓ!

#NIUNAMAS… #SOMOSVIAJERASNOTUOBJETOSEXUAL

Para aquellos que me quieran dar una mano para finalmente llegar a  casa el cuál ya estoy en proceso y juntando con mi trabajo también lo del boleto de avión. Aquí les dejo mi cuenta Santandar y Paypal si se animan.

Cuenta SANTANDER: 60-56308464-6

Clabe:014790605630846461

Paypal: linda-zapata1988@hotmail.com

Gracias nos leemos en la próxima.

IMG_6195

Chile por la ruta 5 norte y sur. 3 parte

IMG_5199
Volcán de Villarica, Vista de Pucón.

Tristemente me despedí de los 4 meses vividos en un país donde me recibió con cariño y una chilena más. Cito una frase de uno de los párrafos de la novela “mi país inventado”.-

De tanto despedirme se me secaron las raíces y debí generar otras que, a falta de un lugar geográfico donde afincarse, lo han hecho en la memoria; pero, ¡cuidado!, la memoria es un laberinto donde acechan minotauros”.

 

Isabel Allende

 

 

IMG_5017Partí de Santiago el 16 de Septiembre, Gustavo Martínez mi couch en Santiago el cual le debo los créditos en este relato, me llevo hasta las afueras de la ciudad para poder hacer dedo al sur de Chile. Mi siguiente destino era Chillán a 4 horas de Santiago. Me despedí de Gustavo dándole las gracias por su hospitalidad, esa sabrosa cazuela con la que me recibió y él en un acto de solidaridad me dio 15 lucas que no era necesario hacerlo pero a tal insistencia los acepte.

     Mi aventura por el sur de Chile empezaba desde este punto. A las 9 de la mañana estaba en la ruta alzando el pulgar con un tremendo frío mi entusiasmo por llegar era positiva. A los 30 minutos me levanta un chico que iba para Linares pero antes tenía que pagar una multa de 60 mil pesos por ir sin el cinturón de seguridad. Cabe mencionar que, los carabinieros son los policía menos corrupto en Latinoamerica, ofrecerle dinero a uno durante una multa o X situación es para que uno vaya a la cárcel y pagar por tal insinuación; hay uno que otro que se le pega la plata a la mano.

Con este chico me convidó un pito (porro) me enseño armarlo y todos volados íbamos en la ruta JA JA JA JA… Dos fueron buenos para no seguir haciendo dedo ya que había vivido una experiencia en Oaxaca y viajar con porro en la sangre ¡No es buena idea! Tome un bus, por la tarde estaba en Chillán para disfrutar la fiesta de los chilenos “La independencia chilena” que no todos los chilenos se saben la historia pero es pretexto para convivir en familia, el copete y las mejores carnes del país. Valentina y su familia son anfitriones de mi paso por esta ciudad. A Valentina la conocí en Cusco junto a su prima. Quedo el contacto y así fue como la busqué. Ella vive con sus abuelos y tías los cuales cada uno tiene su personaje.

    

IMG_5070
Nota en el periódico local de Chillán. 18/09/15

Ese mismo 16/09/15 se registró un terremoto en Santiago con epicentro en Copiapó. El sismo se sintió en Chillán. Estaba acostada como de costumbre en la computadora mire las lámparas y un poco asustada me paré, una de las personas de la casa me dijo que me quedará debajo del marco de la puerta. Después del suceso, vi una publicación del Tabasco Hoy el cuál le di una entrevista… Es la única vez que he tenido mi espacio en un periódico JA JA JA… Al día siguiente como si nada hubiese pasado me fui a carretear con Valentina después de curarnos con algunos terremotos y piscola me enteré que había salido en el periódico local. No podía creer que mi relato que le había dado antes al periódico de mi ciudad estaba tal cuál en el de otro país.

Seguí mi ruta para Concepción donde encontré milagrosamente una couch me paseo por lo más turístico de la ciudad entre ellos el Río Bío – Bío donde los españoles no pudieron cruzar y los mapuche con su espíritu guerrero impidieron que cruzarán; visité a Sergio con amigo que conocí en Arequipa y a su familia todos muy simpáticos. Me ayudaron en algunos días para poder retomar energía para seguir más al sur de este país.

   

1970515_1704054719827385_8431203990548098575_n
Bárbara, Maka, Yo…

 El siguiente destino Temuco. Me incorporé a la ruta para la 5 sur. La cuestión del couchsurfing  era casi nula. Nadie me respondía a mi solicitud y como milagro recibí la invitación de Bárbara. Tres horas de viaje el cuál el caballero que me dio el aventón fue muy amable de su parte de dejarme casi en la puerta de la casa de mi couch coordine con Bárbara para vernos. Los días en Temuco fuera muy entretenidos me presento a sus amigos con los cuales solo los chilenos saben recibir al extranjero

IMG_5094
Monumento a la araucania

Recorrí la ciudad es pequeña y con 2 días en Temuco es más que suficiente. Cuando se entra a las tierras mapuches es tan marcado. Para entrar a las comunidades indígenas mapuches no es nada fácil incluso me dijeron que el mismo mapuche te tiene que invitar para poder entrar y conocer su cultura. Esta vez me quede con las ganas pero tengo el propósito de poder conocerla. Lo mismo pasa con la  venta de tierras los mapuches no le pueden venderle a los chilenos hasta donde entendí tiene que ver un intermediario. Es una cuestión muy dividida en esa zona.

IMG_5119
Árbol de la araucaría

Trabajé malabares el cuál me fue muy bien y continué mi ruta para Pucón a donde vería a mis amigos después de 2 años de conocerlos en Cancún. El bus paso por Villarica un pueblo pequeño que con el lago y volcán Villarica embellecen esa pintoresco pueblo tipo alemán.

    

IMG_5117
Pucón

Pucón es la segunda ciudad más cara de Chile, ésta adaptada para el turismo extranjero sobre todo los europeos  hay hostales desde 10 mil pesos y cabañas de 50 mil pesos la noche. La ciudad es muy bonita con un aire a las villas alemanas. Definitivamente, el volcán Villarica embellece cada rincón de este lugar, todas las casas están construidas de madera lo cual es obligatorio para todo aquél que quiera vivir allí. Estuve casi dos semanas allí con mis amigos produciendo (artesanía y descansando para continuar la ruta)… Cuando volví después de 1 mes y medio con mi amigo Enrique ya que, él estaba de vacaciones y subió al volcán Villarica le costó 80 mil pesos para llegar casi a la boca del volcán. Y para volar sobre él y ver otros tres volcanes más y tener una vista única de Pucón se puede tomar una avioneta con un instructor con un costo de 150 mil pesos todos en precios chilenos.

IMG_5104
Cata y Guille después de dos años.

Y para terminar este relato, me fui a Osorno a casa de la hermana de una amiga, Osorno al igual que otras ciudades de Chile pequeña y con ese toque sureño al campo que te hace volver a la tranquilidad y esa palabra que todo mundo les gusta “descansar “…

    Gracias por leerme, pronto termino la 4 parte por Chile.

Les dejo mi No de cuenta por si alguien gusta darme algunas monedas para seguir mi camino y por fin llegar a México.

¡Nos leemos en la próxima!

 

30 días a dedo por la Patagonia. Argentina. 2 Parte.

    10940998_10208034952652021_8919267567761720464_nCumplí 2 años en la ruta ¡El mejor aniversario de mi vida!… Aún me falta mucho por descubrir pero me siento feliz de llevar una relación con mi mochila y con la vida. ¿Qué más le puedo pedir a está pinche vida?

Leyendo El Alquimista  me identifique con este párrafo el cuál me recordó cuando llegué a Ushuaia un sueño cumplido desde que tome la mochila.

    “El muchacho cayó de rodillas y lloró. Daba gracias a Dios por haber creído en su Leyenda Personal y por haber encontrado cierto día un rey, un mercader, un inglés y un alquimista. Y, por encima de todo, por haber encontrado a una mujer del desierto, que le había hecho entender que el Amor jamás separará a un hombre de su Leyenda Personal”

     En la ruta se aprende a sonreír, ser humilde, ser sencillo, ser tolerante, se aprende hacer nuevos amigos, se aprende hablar con la verdad, se aprende hacer independiente, se aprende a pedir las cosas con un “POR FAVOR Y GRACIAS”  pero se aprende a perder el miedo sobre todas las cosas.

    

12167599_1507101789612126_1165999866_n
El buen Osvaldo, camionero argentino que nos llevo hasta Río Gallegos.

No fui buena para las matemáticas y hasta el sol de hoy nunca lo seré pero con estos 11 meses en Sudamérica me entraron los números, la lógica y los cálculos como agua por la boca. Aprendí a sacar kilómetros por horas JA JA JA 260 kilómetros son 3 horas de viaje en carro con 100 de velocidad  JA JA JA y 1000 kilómetros son aproximadamente 12 horas en carro. Aprendí las señas que te hacen los conductores argentinos cuando estas pidiendo dedo; si te hacen con la mano como un saquito (como los italianos) quiere decir “¿A dónde vas? ¿Qué hacés?; sí te hace con un dedo y lo gira significa que “sólo conduce dentro del pueblo”;  con la mano recta indicándote izquierda o derecha quiere decir que “van a la siguiente entrada”; dedo índice derecho significa “voy aquí cerca”; con las dos palmas de la mano cruzándola “no puedo llevarte” o “estoy lleno atrás”; ´sí te suenan el clapson es un saludo y “Mucha suerte”.

     En la ruta 3 de nuevo con las mochilas rumbo a Río Gallegos caminando unos 500 metros un Remisse nos pregunta ¿Para dónde van? Le respondí – : Río Gallegos -. ¡Chicos súbanse! Nos venía platicando en la ruta que su hijo igual estaba en el camino de los viajeros y que se encontraba en Canadá. También hace dedo  nos dijo el tipo. Como para regresar toda esa energía y ayuda que ha recibido su hijo en la ruta, él va subiendo mochileros siempre y cuando puedo hacerlo. Eso pude notarlo mucho en la Patagonia. La mayoría de los argentinos tienen la cultura de levantar y hacer dedo.

IMG_5358
Atardecer en estación de Servicio en San Julian, Argentina. Patagonia

En el desvió para Calafate y en medio de la nada nos dejó Gustavo. Caminamos unos metros y con la compañía de los guanacos, levanté el pulgar y allí estaba Luis un camionero muy divertido durante toda la ruta. Él nos llevó hasta Río Gallegos. Estando Río Gallegos no teníamos donde  pasar la noche. Llegamos a una estación de servicio y prestamos la clave de WIFI, tanto Paulo como yo nos pusimos pilas para buscar algún lugar para pasar la noche. Paulo por su lado buscaba hostales y yo por couchsurfing; mi compañero había encontrado un hostal que costaba 200 pesos ¡Plata que no estaba en mi presupuesto! Ya que solo viajaba con 430 pesos argentinos con eso viajar por la Patagonia es casi imposible pero en caso todo es posible.

   

 

12088591_10208034955012080_4847212009837455646_n
Agus, nuestra couch de Río Gallegos.

Mientras Paulo salió a buscar el hostales, yo le seguía siendo fiel al couchsurfing y quizás alguien podría ayudarnos en ese momento, a los 10 minutos recibo respuesta de una couch no podía creer en mi suerte, por minutos ya estaba buscado algún lugar a donde acampar con ese frío y vientos terribles que hace en Río Gallegos. Había tenido la posibilidad de que una señora nos ayudará pero cuando supo que sólo me podía ayudar a mí y no a Paulo rechace la oferta pues, estaba viajando con mi amigo no sola.

    

12141527_10208034947691897_1194933988528730440_n
Silvia y Paulo. Enseñando hacer tortillas.

Nuestro ángel de Río Gallegos se llama Agustina, la protagonista su madre Silvia y el resto de su familia nos recibieron en su casa, pasamos dos noches con ellos para reponer fuerza. Esa noche cenamos pizza que la propia Agustina preparo. Silvia es todo un personaje en casa, lo que remarcaba con orgullo era su época dorada de mochilera. Comprendía perfectamente el estatus de un viajero como nosotros, nos ayudó tanto en comida, recomendaciones para Tierra del Fuego y demás accesorios para el frío. De ella obtuve unos tenis (zapatillas) que tanta falta me hacían para esta travesía que estaba emprendiendo. En esa casa, como Silvia la antagonista era Chicharo su gata de 18 años que ya no podía ver, la piel le colgaba pero el olfato aún le funcionaba. El pacto de amistad con su dueña era de chiste pues, sí la gata quería salir hacer del baño a cualquier hora de la madrugada avisaba a sus dueños para que bajaran abrirle la puerta y esperar que regresará para dejarla entrar, esos nos platicaba Silvia. Las conversaciones de Silvia eran muy entretenidas desde hablar de la gata como de la ex presidenta. En lo particular, no me interesa la política argentina pero era muy gracioso como hablaba de ella lo que pude notar en todos sus discurso y me quedo más que claro que  querida no era en su familia JA JA JA JA.

    

Vientos de 100km/hr hasta 120 km/hr fueron aquellos que nos tocaron. Río Gallegos ha sido de las ciudades más aburridas que pude notar en esta parte de la Patagonia, se puede llegar hasta los pingüinos pero ¡No estaba tan motivada! Para ir. A la mañana siguiente, Silvia junto Agustina nos hizo el favor de llevarnos al control para hacer dedo para Río Grande que era nuestra siguiente ciudad. Nos registramos al salir, la policía había hablado con un camionero para hacernos el favor de llevarnos hasta Río Grande. El camionero muy amable nos dejó subir al camión. Gustavo como se llama  nuestro amigo, nos advirtió de que no lleváramos frutas, semillas y comida pero sobre todo ¡DROGAS! La fruta nos la comimos, las hojas de coca las tiramos ya que, la aduana chilena son algo especiales para entrar a ese pedazo territorio de 400 km. Nos bajamos e hicimos el papeleo, la revisión de mochilas… Cuando viaja colombiano y mexicana es una buena dupla pero no buena para las oficinas migratorias JA JA JA JA estamos en el ojo de cualquiera… Somos muy populares con algunos temas del narcotráfico.

    

12167638_1508470576141914_1527426994_n
El buen Gustavo nos llevo de Río Gallegos a Río Grande.

Esperando a Gustavo para continuar la ruta, los oficiales de la aduana lo hacen para un lado y le empiezan a revisar todo el camión incluso tuvieron que ir a buscar a los perros si en dado caso tenía drogas el camión. En eso, nos habla el camionero y nos dice que nos subamos que teníamos que volver de nuevo a Río Gallegos  ¡Queeeeee! Con mi cara de frustración nos volvimos y nos platicó Gustavo que no lo dejaron pasar  pues tenía un precinto abierto en la puerta de la caja (tipos candados) y eso hacía dudar a los oficiales de que quizás podría llevar drogas. Una semana antes, nos decía Gustavo que había incautado 8 kilos de cocaína en un camión, había pasado 3 zonas fronterizas y en la aduana argentina de Tierra del Fuego se percataron de ello. Es por ello que, estaban más pilas con las revisiones hasta el punto de que Paulo se acerca para checar que estaba pasando el oficial chileno se percató de su acento colombiano y empezó a preguntarle si traía drogas le paso el perro para olfatearlo y lo empezó a revisar. ¡Mala experiencia para Paulo!

   

Nos regresamos, Gustavo nos dejó en la estación de buses para asegurar el viaje le dejamos las mochilas y tomamos las de mano. Nos prometió que no iría a buscar en cuanto solucionará la cuestión del precinto él tenía por seguro que se arreglaba el mismo día pero ¡Ohhhhh sorpresa! Pasamos la noche en la estación con un frío ¡terrible! Podríamos regresar de vuelta a casa de Silvia pero no quería abusar de su generosidad y por mi cuenta me quedé en la estación de bus. Paulo me sugirió que llamáramos a su casa pero mi respuesta fue: -NO – .

Pasamos frío, hambre llego un momento donde me dolían los huesos con tal temperatura. Nos tuvimos que meter a un cajero que estaba adentro de la estación y quizás así no pasar tanto frío pero ¡imposible! Dormimos terrible mal con la espera que Gustavo nos fuera a buscar lo anunciábamos con ancias.El reloj marcaba las 9 de la mañana y ni sus luces, las 11 y ya estaba pensado que quizás se fue sin nosotros y lo peor nuestras mochilas con él.

Eran las 12 de la tarde y el camionero ni sus luces; con mi preocupación me fui a donde revisan a los camiones cuando los regresan de la frontera. Pregunte y di los datos de la empresa. Cuando subo a un camión me fijo mucho en la empresa o logotipo. En la recepción me dicen que le han dado de alta al camión ¡Me puse blanca! Y me dije: – “Bueno al menos las mochilas ya llegaron a Tierra del Fuego” – con mi cara de “nimodo” trataron de localizarlo y después de unos minutos nos dijeron que estaba en Río Gallegos.

  

IMG_5387
Este letrero se ve en toda la Argentina.

Al final, nos fue a buscar a la terminal y a las 3 de la tarde estábamos en la ruta hacía Río Grande. Pasamos de nuevo la aduana chileno y dando el visto bueno partimos rumbo al estrecho de Magallanes. Es preferible que cuando hagas dedo el camionero te lleve hasta la embarcación y no bajar hasta que este adentro del contenedor sino tendrás que pagar por ello. No tengo idea de cuánto es su costo.

IMG_5414
Atardecer en Tierra del Fuego, en la parte Chilena.

 Más de 250 km de tierra chilena para volver a entrar a la Argentina. Frontera que chilenos y argentinos se detestan a morir, es tal xenofobia que suele ser hasta de risa como fue mi caso. A las 9 de la noche estábamos llegando a Río Grande descansamos allí para concluir la expedición a Ushuaia.

Gracias a todos por leerme. Les deseo un ¡Feliz año! Un feliz año de éxito, sueños y caminos.

Les dejo como siempre mi número de cuenta por si quieren apoyarme con lo mínimo y continuar mi ruta.

¡Hasta la próxima!

Cuenta SANTANDER: 60-56308464-6

Clabe:014790605630846461

IMG_5349

Machu Picchu, Perú. Maravilla del mundo.

En la ruta de todo viajero/mochilero está señalado como obligación la parada a una de las zonas arqueológicas más importantes de América Latina; aunque no se tenga ningún centavo en los bolsillos todo mundo se las arregla para ir a una de las sietes maravillas del mundo. Efectivamente todos buscamos la forma de no gastar “LOS MILLONES” en ir y no morir en el intento. Esta entrada ¡No es otro tips de cómo ir para Machi Picchu! Pero tampoco omitiré de cómo lo hice y que otras opciones escuche por ahí en fin, este será la narración de cuanto me costó ir a ese mágico lugar de energías y no hablo de dinero sino de físicamente y amor a la ruta.

11749455_932919690104030_2140216402_n
Cascada natural, camino a la hidroeléctrica. 6 horas de viajes entre los andes.

Cuando empecé la ruta una de mis tanto sueño por cumplir era conocer Machu Picchu lo que en su momento fue imposible al final se volvió posible. Tantas veces lo vi en fotos, documentales y fotos ajenas a las mías. Al principio lo veía lejano por el tema del dinero ya que, no tenía para pagar la entrada ni mucho menos de cómo llegar. Leía tantas opciones que lo veía cada vez lejano. Los mochileros comúnmente buscamos la manera de no pagar entradas “tan costosas” como el caso de Machu Picchu tampoco quiero decir que todo en la vida sea gratis (no sería mala idea) pero alguna otra manera debe haber para no pagar esas costosas entradas.

    

Como mencionaba, hay mil maneras para ir sin pagar tanto. Era la primera vez que me daba un lujo durante el viaje y este era el mejor momento para gastarme los ahorros de la tarjeta me dolieron tanto pero era mi sueño de conocer tan majestuoso lugar  al fin de cuenta, vale la pena lo que se paga por ello. Comencemos redactando que la entrada a extranjeros cuesta s/128 (ciudadela), s/140 con la montaña Machu Picchu, la wayna Picchu se tiene que reservar hasta con 6 meses de anticipación incluso 2 y esa mas o menos cuesta entre s/160. Los que son peruanos y cuzqueños tienen un precio especial incluso los países andinos como Colombia, Ecuador, Perú y Bolivia tienen otro precio s/90. Los precios que doy aquí son casi exactos.

11756466_932919706770695_797556070_n
Increíblemente esa fue la montaña que subí y la que todo mundo sube como promesa tras llegar a este punto del mundo. Aquí en la vías del tren regresando a la Hidroeléctrica de regreso a Cusco. En la Punta se ve la bandera andina.

     Tenía que dejar Cusco en 2 semanas y no podía irme si conocer esta parte de la cultura inca agarre valor y fui a retirar mi pocos pesos para poder comprar el boleto y el pasaje. Y así fue como empieza mi travesía. Compré un tours en s/70 soles un colectivo (van o camioneta para turista) que te lleva hasta la Hidroeléctrica y te recoge al día siguiente o a los dos días (tú le puedes especificar la fecha) sentí que era la razonable para mi presupuesto, yo misma me arme mi tours AUSTERO. Hay precios hasta en s/60 y lo chido de este tours es que te van a buscar al hostal donde te hospedes incluso te citan en algún lugar de Cuzco.

SAM_5649
Camino de casi 9 km de la Hidroeléctrica al pueblo de Aguascalientes. Al fondo el tren.

SAM_5634Me fueron a buscar al hostal donde hacía el voluntariado a las 8 de la mañana con 10 personas más empezó la ruta para Aguascalientes, no pensé que iba hacer tan pesado el camino en la camioneta ya que se va por valles que solo tienen un carril y no sé qué harán los peruanos para entren 2 autos ahí mismo, por un momento pensé que no la contaba más. Desde Cuzco salimos a las 10 am a las 4 de la tarde habíamos llegado a la Hidroeléctrica. Mi presupuesto era de nada más y nada menos de s/40 JA JA JA JA ¡tenía que hacer maravillas! Muy aparte los s/128 soles para le entrada a la zona arqueológica. El tipo que conducía hizo una parada para almorzar en el último pueblito antes de llegar, nos llevó a un restaurante de s/10 el almuerzo. Mi instinto de sobrevivencia me llevo a ir al mercado a regatear un plato de comida hasta en 5 soles. Cuando llegamos a las vías del tren tenía que buscar al guía que me compraría el boleto a Machu Picchu, porque tenía que hacer la caminata de 9 kilómetros  hasta Aguascalientes donde nos veríamos. El alivio aquí es que no son partes empinadas sino plano ¡Pfff! Camine con toda la tranquilidad del mundo pero no calcule en tiempo y me agarro la noche ¡no es buena idea! No te pasa nada pero tienes esa sensación que alguien te va tomar el brazo te va a violar, robar, ultrajar, golpear y todos los verbos que terminen en “AR”. Es bueno que lleven una linterna en mi caso la luz de celular era mi compañero.

    SAM_5633 Para la gente con plata  y no se quiere ensuciar los tenis de tierra puede tomar el tren que cuesta 120 dólares de ida y otros de vuelta de igual forma se tienen que reservar o comprar el boleto con 1 día de anticipación porque se ¡agotan!

En mi caso, a pesar del esfuerzo físico disfrute el paisaje de las montañas andinas, el frío y el calor de la caminata, los paisajes y la experiencia de cada paso dado. El tiempo estimado es de 45 min a 1 hora para llegar al pueblo, en el TIEMPO LINDA o sea, yo que voy con toda la tranquilidad del mundo sin que nadie me esté esperando y la verdad no estoy en una competencia fueron 2 horas JA JA JA JA. Empezando a las 5 de la tarde y llegando a las 7, hecha mierda y con ganas de mentarle la madre a todo aquél que me ofreciera alojamiento llegué en medio de la oscuridad, una gringa me ofreció agua y luz en el camino como Jesús.

    

11733242_928936550502344_392275351_n
Rodrigo, Yo y Yori. Mis amigos Brasileños.

Ubique a mi guía que tenía un hotel y me explico todo lo que haríamos al día siguiente. Tenía mi carpa ya que mi intención era acampar para pagar menos y el me ofreció un hospedaje de 25 soles a lo que le dije ¡GRACIAS! Me insistió en quedarme allí y me bajo el precio a 20 soles. Al final, le dije que gracias pero no tenía plata para pagarle y por eso tenía mi carpa al final me lo dejo en 15 soles. Cabe mencionar, que Aguascalientes por ser muy turísticos es uno de los pueblos más caro de Cusco entonces ¡PILAS! Se puede acampar por 15 soles pero en mi caso fue ¡suerte! Fuimos a comprar los boletos y apareció como arte de magia Rodrigo; él estaba trabajando en el Pirwa Hostel de Machu Picchu como ángel en el cielo me pregunto si tenía donde quedarme, le conteste que no pero había logrado regatear un hospedaje en s/15 😀 Rodrigo me dijo: – Ven conmigo acá no pagas nada – . Así fue como me fui al hostal si pagar nada.

machu
Machu Picchu. Un gran sentimiento cuando tome esta foto. Lloré cuando pude verlo con mis propios ojos.

Al día siguiente, nos levantamos a las 4 de la mañana había una fila de 50 personas todos viajeros para subir la majestuosa montaña donde una vez los incas subieron con precisión y rapidez. Con boleto en mano y mi bolsa de coca para aguantar el trayecto. A las 5 en punto estaban dejando pasar a todos, emocionados incluyéndome a paso lento y esperando a mis compañeros iniciaríamos la travesía a la ciudadela inca. Hay colectivos que a partir de las 7 de la mañana empiezan a transitar por la montaña. Sí no se quiere subir a pie, se puede pagar el colectivo de 60 soles ida y otros de vuelta. Como no tenía dicho presupuesto tenía que subir con esfuerzo y mucha voluntad. Mis dos amigos brasileños subieron en 45 minutos, yo en 2 horas JA JA JA.SAM_5713

     Las escaleras son de piedras, los senderos son inclinados y diagonales. Cuando empecé a subir lo hice con toda la lentitud posible pero era imposible llevar el ritmo para subir una montaña de 2, 400 mnm. Los europeos parecían robots subiendo la montaña quizás no sentían el cansancio que producía mientras yo subía 10 escalones y me daba un descanso de 5 minutos para seguir continuando. Veía como amanecía entre las montañas andinas pero no veía la hora de llegar JA JA JA, mi condición física no era la mejor, veía como subía la gente con rapidez como una competencia que llegaba en menos tiempo, me encontré a varios en el camino con cansancio, tomando litros de agua, la boca llena de hojas de coca y yo estaba casi con los pulmones y el corazón en las manos, hecha mierda, buscaba la forma de seguir subiendo pero que no me cansará. En cada esquina, había chicos descansando nos echábamos porras para subir, a uno le dije: – ¡Ya merito! – y me contesto en tono de desgracia: “Y eso que todavía voy a subir el Wayna Picchu”.SAM_5715

      Cuando empecé a escuchar voces sentí alivio porque sabía que estaba cerca de la entrada. Cuando llegué a la cima de la montaña y vi la fila de personas para entrar, sentí una gran satisfacción de haber subido una montaña de tal altura, donde en los tiempos de los incas era quizás la ruta alternativa para subir a la ciudadela; estamos de acuerdo, aquella época no había Internet, comida chatarra y refresco como lo estamos hoy día. Los incas tenían una condición física impecable  que podía caminar hasta 200 kilómetros sin tal agotamiento. Llegué sudando como puerco me puse en la fila para asegurar mi entrada y por fin respirar como todo ser humano.

SAM_5709
Se dice que las piedras eran esculpida con piedras que los mismo incas fabricaban a como avanzaba el tallado le iban dando forma y así colocarlas con tal perfección.

      Una recomendación, sí pueden llevar en su mochila lo máximo 2 litros de agua ¡háganlo! Igual comida como frutas o cualquier cosa para armarse en minutos también ya que, arriba ¡está todo caro! Aunque ésta prohibido entrar con alimentos pero si recoges tu basura y no dejas tu desmadre como lo vi con algunos adentro todo va excelente. Incluso vi gente que hasta sea mea, sí ¡MEAR! Me dio tan indignación cierta acción que si hubiese sido en alguna zona arqueológica de México directamente voy a recordarle a su madre :D. Las personas encargadas de cuidar el lugar están muy atentas en lo que hace los turista, me toco escuchar a uno regañar a una señora por el simple hecho de haberse subido a una piedra y tomarse la foto, el tipo le pidió que le mostrará la foto y que la borrará si fuera poco le dijo que si la veía de nuevo haciendo lo mismo él mismo la echaba del lugar. ¡Le aplaudo! Creo que cuando se va significativo lugar hay algo llamado respeto al país y  a su cultura. ¡OJO!SAM_5671

        Cuando entré al Machu Picchu lloré,  ver ante mis ojos uno de los lugares que me propuse conocer desde que empecé a viajar. No podía creer que había subido una montaña de tantos metros de alto, sufrir el agotamiento físico y sí o sí  porque había pagado un boleto de 128 soles JA JA JA JA mi gran motivo en fin. Había logrado un sueño y con esfuerzo mío. Me tome la foto clásica y te das cuenta que tanto turistas como viajeros van por el morbo a la foto y decir ¡ESTUVE EN MACHU PICCHU! Poco les interesa saber que era realmente ese lugar, ¿Cómo se tallaban la piedras?, ¿Vivía o no el inca allí? La mayoría va por la famosa foto. Recomiendo que paguen un guía a parte no es caro, te cobran 20 a 40 soles a lo mucho. Yo no pague el guía porque en el tour que pague (70 soles) venía incluido.

    

SAM_5727
La foto obligatoria. ¿Ve la cara del inca?

Recorrí la ciudadela que todo es sube y baja. Aun así, cansa no terminas de subir piedras tras piedras. Me reuní con mis amigos y el segundo paso era bajar esa montaña con la poca energía y dolor de piernas que me cargaba. Lo que hice era amor a la cultura y cumplir un sueño más. Finalmente estaba en Machu Picchu con su historia propia. Cansada pero feliz de concluir un lugar más en mi lista de viaje.

     Llenaría este blog con 3 mil palabras pero la cosa no es aburrirles. Entonces, tienen que ir para descubrir la historia que encierra una de las zonas más importantes de Latinoamérica. Mi presupuesto final para ir a Machu Picchu (200 soles en entrada y tour) en pesos mexicanos serían 500 pesos. Recicle comida en los mercados de Aguascalientes, no pague hospedaje. Volví con Yori caminando los 9 kilómetros con mucha hambre el cuál regatee. Tomamos nuestros rumbos para Cusco.

SAM_5769
Montaña Machu Picchu
SAM_5723
Condor. Ave sagrado para la cultura inca
SAM_5684
Viendo que todos sacaban banderas, me pospuse a sacar la bandera más bonita del mundo.

SAM_5722 SAM_5705

     Hay muchas maneras para llegar, (Inca trail) es de 4 días tiene un costo 500 dólares el que hace todo turista, Salkantay (3 días) 175 dólares. Hay algunos que lo hacen por su cuenta y te vienes gastando lo mismo que gasté 200 soles pero con 10 soles menos. Conozco una amiga que camino sobre las vías del tren por 3 días acampando en el camino con otro grupo de amigos. Cuando llegaron a Machu Picchu se subieron no sé en qué parte de la montaña el chiste cuando estaban en la entrada donde te piden el boleto antes subieron y no pagaron ¡Suerte!  No sé pero como ellos hay muchos que lo hacen para no pagar. Al principio no quería pagar pero creo que mantener ese lugar cuesta mucho.

SAM_5747
Perro inca o peruano.

   SAM_5757 ¿Qué sí vale la pena ir a Machu Picchu? ¡Sí! Es inaudito ir a Cusco y no ir a este lugar. Machu Picchu no es el único lugar de la cultura inca también se encuentra Choqueiquerau que no ésta  por Aguascalientes desconozco el lugar pero este es poco conocido. También se puede visitar con el mismo incluso menos costo; Ollantaytambo, Valle Sagrado, Pisac, Las salineras, Sacsaguaman, Maras Moray, Chincheros entre otros.

SAM_5762
¡Adiós Machu Picchu!

Les dejo un lindo vídeo que me recuerda Perú y toda su belleza que lo rodea ¡Disfrútenlo! :

Hoy – Gloria Estefan

Gracias para todos aquellos que me leen y por ayudarme con cualquier aportación para continuar mi viaje. Les dejo mi No de cuenta Santander. 

Cuenta SANTANDER: 60-56308464-6

Clabe:014790605630846461

Agradezco que puedan viajar conmigo a través de las letras. ¡Buen inicio de semana!

SAM_5752