Mi experiencia Na Lu Um 2° parte y última.

¿Recuerdan la 1° parte de esta entrada? Bueno para que estén al corriente les invito a leerla. ¿En que me quede? ¡Ahhh si! El ambiente ya se tornaba mal. Como les contaba al principio todo había empezado bien pero después de 3 meses todo fue mal. Todo empezó por que un argentino llamado Nahuel dejo 1 cámara inservible en la habitación y cosillas ahí muy visibles que tire a la basura pero se me hizo fácil tomar la cámara y guárdala. Ese fue un grave error de mi parte, se la enseño a otro chico que estaba rentando en el hostal y este se le hizo fácil y me fue acusar con Mitzi la encargada del hostal. En sí, los dueños me hicieron un cuatro culpándome de robo el cuál no hice, me habían engañado diciéndome que Nahuel les había pedido la cámara pero lo que ellos no sabían que lo tenía agregado al FB y le pregunte a lo que él nego toda conversación con ellos. Mi trato hacía ellos cambio demasiado, sólo me levantaba hacer mi trabajo y salir a mi trabajo.

Hasta que una noche, Ivan y Mitzi hablaron conmigo señalándome como ratera, una persona sin valores y no les basto decirle a mi compañero Dany (el francés) que yo le había robado su celular y computadoras semanas antes ¡QUÉÉÉEÉÉ! Yo tenía mi propia computadora ¿Para que quería otra? ¿Celular? tenía 2 meses sin celular. Me dio mucho coraje de aquello que me culpaban; ellos empezaban a decir indirectas refiriéndome a mi persona. Para eso, había encontrado un buen trabajo como asistente educativo en Playa del Carmen y podía pagar un renta. Entonces, como me gustaba mucho el lugar a pesar de estos dos rufianes no me quería ir, ahí estaban los pocos amigos que había conocido en Playa… Les había dicho que les pagaría una renta a lo que ellos me accedieron. Ahí acabo el “TRABAJO POR ALOJAMIENTO”. Trabaje hasta el último día que me apoyaron.

En mi primera quincena, fui a pagar la parte que me faltaba de mi renta a lo que Ivan me dijo que no, que estaban corriendo a la gente que tenía más de 1 mes ahí por que venía temporada baja, a lo que le dije: Ok, pero me encargue de preguntarles a mis amigos a lo que ellos me dijeron que él no les habías dicho nada… En sí, ninguna de los dos me querían ver ahí. Siempre he dicho aquél que hace las cosas bien, bien le va, y sí efectivamente ellos me quitaban su apoyo y su mano pero otra me la daba una compañera del trabajo me dio la casa que rentaba con 15 días de renta pagada ¡Soy afortunada!

Entonces para no molestarlos me fui un domingo del hostal. El sábado me fui con otro chico que ya estaba ocupando mi lugar y tres alemanes a la 12 a tomar unas chelas, ellos compraron 2 mil pesos mexicanos en drogas la cuál probe una “TACHA” en mi vida había probado una pero era parte de la experiencia. Amanecimos y cuando llegamos al hostel yo tenía preparada mis cosas para salir de ese lugar. Me contó el chico que trabajaba allí que los alemanes no tenían dinero para pagar sus noches en el hostal como yo había salido ese domingo se les hizo fácil echarme la culpa, que había robado $3 000 mil pesos mexicanos ¡PFFFF! claro que estos dos a cada persona que llega con ese mismo plan siempre les dicen que Linda robo celular, computadora y tres mil pesos ¡Qué par! Hay algo llamado KARMA sé que no hice nada de eso volví a llegar al hostal a despedirme de mis amigos.

Cuando una persona es culpable de los hechos prefiere no dar la cara y creo que ese fue mi error no dar la cara por que literalmente huí de esas personas más no del hostal. Nunca en mi vida he robado por que hasta eso ¡NO LO SÉ HACER! siempre he preferido trabajar o si no tengo las cosas pues no las tengo o me las gano o me las regalan.

Fue una mala experiencia en ese hostal pero lo que viví allí, con las personas que conocí no las cambio por nada. Aún así volvería aplicar lo de “Alojamiento por trabajo” así estoy ahora en San Cristobal de las Casas en mi nueva casa “El hogar del viajero”.

¿Recomiendo el hostal Na Lu Um? ¡Claroooo! el lugar no tiene la culpa, el lugar el maravilloso, me gusto vivir allí, te sientes como en casa. Las personas que lo crearon simplemente no son las que parecen y eso es triste.

En fin… Nos seguimos leyendo.

¡Chao!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s